jueves, 30 de agosto de 2018

Ya no apuesto


Este año voy bajo de apuestas. Ya perdí un jamón en 2016 por apostar a que ganaba Ferrari y otro en 2017 por haberlo hecho a que McLaren quedaba entre los cuatro primeros del Mundial de Constructores, y seguramente han sido estos dos tropiezos los que me han llevado a ser mucho más cauto que antes...

No obstante, quiero recordar que aquellas eran apuestas de alto riesgo, planteadas sobre la mesa cuando nadie daba un duro por mi victoria. Mucho hablar de lo que odio a Sebastian pero la de 2016 contaba con el tetracampeón en La Scuderia y, sinceramente, no conozco a ningún apasionado vettelista que haya tenido los redaños de jugarse un jamón de 5 kilos por su héroe, ni mucho menos por un rival al que odia mucho, pero mucho mucho, ¡ejem, ejem!

Lo de McLaren-Honda también dolió lo suyo, pero a lo que vamos, este año llevo sólo dos apuestas encima y como decía la canción: no quiero más.

Todavía está por ver si no gano a Fernando por la mano y publico mi libro antes que él, lo que llevaría a Ernesto a tener que regalarme la biografía del asturiano. En caso contrario, obviamente se la regalaría yo. Y bueno, queda otra por ahí que dejó de ser apuesta cuando Perdi se largó a hacer los siete mares de donde no se vuelve jamás, y pasó a convertirse más en un empeño personal que en otra cosa, porque este fin de año, aunque sea en solitario, me tomo a su salud un copazo de Jack Daniels con mis 1.000 entradas publicadas.

Cuesta, no os creáis. Pero si vengo con todo este rollo inicial es porque esta mañana, desayunando con Pepón y Elena, de visita en Plentzia, ha surgido el tema de lo aparatoso y dramático, amén de sosainas, que va el campeonato de Fórmula 1 2018, y cómo no, el siempre peligroso ¿por quién apostarías?

Si apostase, que ya digo que lo estoy dejando, seguramente lo haría por Lewis. Le veo más hecho y más consciente de lo que lleva entre manos. También noto menos presion sobre sus hombros que la que lleva Vettel sobre los suyos en la actualidad. Sí, sin duda apostaría mi jamón anual por Hamilton. Pero eso, que ya no apuesto, que nos quede claro...

Os leo.

1 comentario:

jon todor txakartegi dijo...

es facil Jose,apuesta un jamón con alguien a favor de Lewis y otro a favor del Sebas,así por lo menos comerás jamón....jajaja,un saludo