martes, 18 de febrero de 2020

Por ver si escampa


Con el tema del coronavirus candente pero poco a poco en vías de solución, o eso nos dicen, llegan noticias de que el estreno del circuito de Hanoi sigue en marcha y se mantiene la cita prevista para el Gran Premio de Vietnam a comienzos de abril.

Dicho esto y como ya he confesado en alguna que otra ocasión, el trazado vietnamita es de los que ni fu ni fa para este humilde servidor, lo que no supone óbice ni cortapisa para que me alegre de que el calendario 2020 sólo se nos quede cojo (de momento) en cuanto al Gran Premio de China se refiere. Otra cosa bien diferente es que a partir de estas dos evidencias sea yo capaz de colegir que las autoridades chinas y los promotores de la prueba de Shanghai se han podido precipitar cancelando su carrera o mantenían ocultas intenciones a la hora de tomar la decisión.

Pecados veniales


A pesar de que entre semana me tomo menos libertades y procuro irme a la cama razonablemente temprano por aquello de curarme en salud «por lo que pueda pasar» de madrugada, anoche pequé de lo lindo y me metí en el sobre casi a las 2.

Hoy martes lo estoy pagando de lo lindo, os podéis imaginar, pero considero que mereció la pena porque la última etapa de las 500 Millas de Daytona fueron electrizantes y la carrera, así, en general, de las muy bonitas.

lunes, 17 de febrero de 2020

A lo que hay que estar


Este año me ha dado por apuntar todas las incidencias habidas en las presentaciones. Liberty pretendía un único evento pero los equipos han preferido hacerlo a la vieja usanza y, de momento, Haas y Mercedes AMG se saltaron el calendario, Alfa Romeo se ha insinuado con camuflaje durante un filming day, y Renault y Racing Point han hecho gatillazo...

Me parece un poco lamentable, la verdad, pero tampoco se le pueden dar más vueltas al asunto. 

Trump y las 500 de Daytona


No todos los días se ve un Presidente de los USA estrenando campaña electoral en Florida con ocasión del Presidents' Day —tercer lunes de febrero—, rodando durante unas vueltas sobre el asfalto del Daytona International Speedway delante de los participantes de las 500 Millas de Daytona, pero hay que reconocer que para estas cosas los norteamericanos tienen bien asumido el sentido del espectáculo y saben sacarle partido.

Donald Trump sirvió de entremés a la gran cita de la NASCAR, que ayer homenajeó a Jimmie Johnson ante su retirada de las carreras en óvalos. The Beast 2 circuló sin contratiempos con él y la Primera Dama en su interior, pero luego las cosas se torcieron, la meteorología hizo de las suyas y la prueba tuvo que cancelarse después de 19 giros, y hoy, si el tiempo lo permite, que parece que sí, podremos disfrutarla a partir de las 22:00 en horario europeo.

Os leo.

El FW43 de Grove


El día que aprendamos a diferenciar lo que es decoración de lo que es forma tendremos media guerra ganada, mientras esto sucede, habrá que aguantarse comprobando de nuevo que mezclando ambos conceptos no se suele llegar a ninguna parte.

La estética del FW43 presentado esta mañana es discutible aunque tampoco me parece un pecado de lesa majestad, pero el volumen del cacharro de Grove ofrece un montón de novedades que apuntan a que la británica ha podido encontrar por fin la dirección correcta, y si es así y los entrenamientos de pretemporada lo corroboran, a lo mejor volvemos a tener a Williams luchando en la zona media de la montonera y no arrastrándose al fondo de la parrilla.

domingo, 16 de febrero de 2020

Lobo hombre en París


Viéndole ahí, como si no hubiese roto nunca un plato, dan ganas de abrir un crowdfunding para conseguir que Max empiece a liberar perlas según se vayan cumpliendo los objetivos. 

¿Cuáles eran sus terrores infantiles? ¿Da más valor a las palabras de su madre, Sophie, que a las de su padre, don Jos de Todos los Santos Verstappen? ¿Cree en los OVNIS? ¿Teme más a Charles o a Lewis? ¿Qué piensa de Trump y de la tortilla española? ¿Se siente un hombre estructurado o se deconstruye cada mañana? Y el coronavirus ¿qué? ¿Sabe cómo se abre la visera de un casco desde fuera...?

Allard J2 Cadillac de 1951


La joyita que traigo hoy a Nürbu es el Allard J2 que compitió en la edición de 1951 de las 24 Horas de Le Mans...

Bueno, dicho así queda un poco soso, la verdad, pero os cuento: Bizarre es una marca dependiente de Spark que se dedica a plasmar las rarezas que no encuentran alojamiento en el catálogo general del fabricante de Macao. Así que nuestro protagonista de hoy ya es rarito desde su nacimiento porque ha sido realizado por la citada y puesto en el mercado con la referencia número 231 y la firma By Fernando Pinto, aunque mejor os cuento esta historia otro día.

Rebellion se va


Rebellion, el principal equipo LMP1 no híbrido del Mundial de Resistencia WEC FIA, nos dirá adiós y cancelará todos sus proyectos a partir de la finalización del campeonato en curso, es decir, después de las 24 Horas de Le Mans de este año.

La noticia ha pillado a todo el mundo con el pie cambiado, principalmente a Peugeot, su socio para 2022, y aunque en el momento de escribir estas líneas no se han conseguido desvelar las numerosas interrogantes que rodean la decisión, traigo el asunto a Nürbu para que estemos sobre aviso y disfrutemos en la medida de nuestras posibilidades de las últimas andanzas del equipo suizo en Resistencia, empezando por la Lone Star Le Mans, que como es de sobra conocido, sustituye a la carrera de Interlagos y se celebrará este próximo fin de semana en el circuito COTA de Austin, con una duración de 6 Horas.

Os leo.

El rábano por las hojas


Esto de defender lo indefendible no es nuevo en los ambientillos que rodean la Fórmula 1, en realidad es más viejo que la tana, sólo pasa que ahora existen auténticos propagandistas de las virtudes del bendito pináculo del automovilismo deportivo que lo mismo te cuentan una anécdota que te justifican por qué Vettel no se adaptaba al RB10 de 2014 y seguía sin adaptarse a todo cacharro que le ha tocado en suerte conducir hasta el SF90 del año pasado, sin dejar por ello de ser un piloto que mantiene intacto su espacio en el Top Five.

Hombre, partiendo de la base de que nadie puede criticar a los astros de nuestro deporte si no ha sido piloto F1 y campeón mundial o ha visto a Pablo Picapiedra y Pablo Mármol correteando por el rocódromo de Piedradura, de suyo, resulta comprensible que el don de la palabra se lo arroguen unos pocos y el resto suponga opinar desde el sofá. Yeeehaaa!

sábado, 15 de febrero de 2020

Don't worry, be happy


Todo al rosso, sí, pero ¿a qué rosso...?

La presentación oficial del SF1000 ha traído consigo la pregunta de ¿por qué Ferrari no apuesta claramente por Leclerc? Bueno, es cierto que voces más autorizadas que yo también han visto en el monoplaza italiano para la temporada 2020 un coche claramente enfocado a las características de Sebastian Vettel, pero esto no tiene por qué significar que Charles esté descartado de inicio, de hecho, os dije el otro día que en este aspecto no temo nada por él [Ya hay Ferrari].

Los aduladores


Creo que usé esta misma imagen de entradilla como decoración de algún texto de comienzos de 2014, cuando comprendimos la ingenuidad que se había cometido en Interlagos del año anterior, llevando los V8 jubilados al límite de revoluciones y poniendo sus tubos de escape al rojo vivo...

La era híbrida, recién estrenada, resultaba lenta y silenciosa y no, no habían llegado aquellos turbo que nos habían contado los aduladores de todo lo que sucede en el paddock porque allí dentro todo es perfecto y dispone de razones profundas y Bernie era imprescindible y bla, bla, bla... Bueno, sabéis a quiénes me refiero, pero no, como venía diciendo no llegaron los míticos turbo. Nos habían mentido, y quiero creer que con idéntica ingenuidad a la que alegraba la cara de los mecánicos protagonistas de la escena que comentaba en el párrafo inicial.

viernes, 14 de febrero de 2020

Nace Alpha Tauri


Como quien dice acaba de salir del horno el AT01, vehículo con el que Alpha Tauri (ex Toro Rosso) se estrena en Fórmula 1, y lo primero que sorprende es su enorme parecido con el STR14 de 2019 —que digo yo que a lo mejor la nueva decoración trata de escamotear las similitudes—, y lo segundo, que si la hermana mayor de la escudería de Faenza buscaba dar aire a la unidad de potencia Honda [Y va el Red Bull], en este caso nos encontramos con que incluso la abertura de aire superior es reducida...

Tampoco hay que ser muy avispado para colegir que mientras Milton Keynes intentará durante 2020 no asfixiar demasiado el propulsor de la japonesa en aras de conseguir rendimiento, Alpha Tauri será la encargada de sondear sus límites, ya que el cacharro italiano es de los ceñiditos.

¿Quién dijo miedo?


Se obtiene una sensacion muy especial cuando piensas que algo no se puede hacer y alguien te demuestra que sí se puede. 

El séptimo en Constructores y Pilotos (caso de Hamilton), parecía casi asegurado a poco que el W10 de 2019 hubiese progresado un poco, pero Brackley no estaba por la labor de cumplir las expectativas más razonables y, a final de ciclo y con 2021 asomando las orejas, nos ha sorprendido con un W11 que, proporcionalmente hablando, es el coche que más ha evolucionado de los que hemos visto con respecto al modelo anterior.

jueves, 13 de febrero de 2020

Querido Pepe...


Sabía que iba a llegar este momento e instintivamente he ido preparando Nürbu para acogerte, porque aunque éramos los dos polos opuestos en la familia, en el fondo también hacíamos de compañeros de trinchera y en ella te he visto luchar y naufragar y levantarte, y acabar cediendo la rodilla poco a poco, porque aquel catarro mal curado del inicio era en realidad un cáncer que se abría paso por las hebras de tu cuerpo con determinación de acabar contigo.

En estos casos las letras se empalagan de recuerdos y sensaciones, y aunque nunca supiste lo que hacía realmente tu cuñado pequeño, quiero despedirte desde el horizonte mismo del único santuario que me pertenece. 

Querido Pepe...

El cacharro de Lando y Carlos


Woking ha desarrollado el MCL34 hasta casi el término mismo de la temporada 2019 [Optimismo McLaren], y, en consecuencia, el MCL35 para 2020 es una evolución razonable del vehículo que consiguió la cuarta plaza en el Mundial de Constructores del año pasado.

Dicho esto, aunque la semana que viene haré las tradicionales aproximaciones a cada uno de los monoplazas que componen la parrilla y lo tocaremos también, como corresponde, ya voy advirtiendo que en términos generales me gustan las soluciones adoptadas en el monoplaza británico, aunque como hace doce meses, tengo la sensación de estar ante dos coches en uno. 

Robert al DTM


Mientras hacemos rato hasta que se presente en el MCL35 de McLaren, me apetece echar unas líneas sobre una noticia que hemos conocido hoy: Kubica hará la temporada completa del DTM con el equipo ART GP [Robert Kubica confirmed for DTM debut with BMW and ART Grand Prix].

Bueno, dice que no en todas las historias tienen por qué haber moraleja, pero en este caso sale sola: un equipo en horas bajísimas, los tiesitos y gurúes de redes sociales, y una prensa apesebrada a más no poder, incluyendo la nuestra, of course!, casi acaban con un piloto que renace de sus cenizas en 2020 como reserva en Alfa Romeo y como oficial en el DTM (Deutsche Tourenwagen Masters)... No me digáis que la cosa no tiene su gracia.

Y eso, que subo a comer y luego os leo.

Pobre del pobre


Las noticias sobre Vietnam y la crisis del coronavirus no invitan al optimismo, pero de momento nos quedamos sin Gran Premio de China y abril pierde una de sus citas, lo que a la postre significa que parte de la planificación de los equipos se ha quedado en papel mojado porque llevamos años en que la pretemporada se prolonga hasta el Gran Premio de España y, con esto, en 2020 va a quedar muy cojita.

No es un tema menor aunque lo parezca. Por mor de la reducción de costes, los test de inicio han ido perdiendo importancia con el transcurso de las sesiones porque los equipos se buscaban las habichuelas durante lo que comunmente llamamos la primera gira asiática (incluyendo el Gran Premio de Australia), de forma que después de febrero o comienzos de marzo, quedaban un montón de deberes que iban encontrando solución durante el rosario de pruebas anteriores a la de Barcelona.

miércoles, 12 de febrero de 2020

Contigo, cowboy!


No sentía demasiadas ganas de escribir esta noche. Tienen la culpa una muela menos, la pesadumbre de Amama y mis sobrinos, y la quinta vuelta que le recorto a mi hermano en una carrera que por desgracia perdió tal día como hoy de 2015...

En fin, hay cosas que no tiene arreglo y tampoco conviene dramatizar con ellas. Hoy también ha coincidido que han vuelto mi hijo y su chavala de su largo periplo por Argentina y lejos, pero también muy cerquita, Grisito sigue recuperando fuerzas, y bueno, aquí estoy pecando de nuevo, a solas frente al ordenador, acompañado más allá de la ventana por el sonido de los gatos de Gorliz maullándole a la luna creciente, porque por muy intensitos que nos pongamos, la vida sigue abriéndose camino a pesar nuestro. 

Pues qué bien...


Al ponerme al teclado pretendía dedicar a Renault un soneto sobre el color negro satinado pero lo he desetimado porque, a ojo de buen cubero, calculo que no lo publicábamos hoy ni mañana; vamos, que nos iba a servir para menos que la presentación que ha hecho la de Enstone.

Debe ser que estoy mayor, pero mi desvinculación con ciertos comportamientos del paddock empieza a ser total. Pones fecha, anuncias que presentarás el RS-20 de manera virtual, y nos sale Abiteboul con que el coche está completo pero sus partes están viajando a Barcelona para los test de pretemporada, así, con dos avellanitas y un palito, como si la distancia entre su sede en Gran Bretaña y la Ciudad Condal requiriera consumir leguas y leguas de viaje en camión.

Y va el Red Bull


A vuelapluma de nuevo, como anoche...

Red Bull ha presentado el RB16 y me ha sorprendido el bajo nivel de innovación mostrado con respecto al RB15 de 2019 y el conservadurismo general que se percibe, fundamentalmente, porque bajo mi humilde punto de vista, la secuela del vehículo del año pasado merecía una mayor aunción de riesgos. 

Sorpresas nos da la vida


Si os soy sincero, no me sorprende nada ni las afirmaciones de Ross Brawn acerca de que Williams está en mala situación ni que los gacetilleros hayan comenzado a menear la posibilidad de su venta. Lo que sí me sorprende es que se hayan gastado tantas balas sacudiendo a Robert Kubica, por ejemplo, cuando la situación ya venía siendo bastante grave desde 2017.

La última vez que me refería al polaco escribí este último párrafo: «Se responde sola, ¿verdad? La de Grove tiene la credibilidad por los suelos, y un serio contratiempo de cara a esta próxima temporada, ya que sin Kubica en plantilla, la prensa amiga va a tener que empezar a mirar donde no se ha atrevido a hacerlo en todo 2019» [Kubica 1 - Prensa 0].

martes, 11 de febrero de 2020

Ya hay Ferrari


Ya ha sido presentado en sociedad el Ferrari SF1000 para la temporada 2020 y lo cierto es que me gusta porque mantiene la misma filosofía del SF90 y no ha seguido la estela del W10 de Brackley, aunque, evidentemente ha mejorado (sobre el papel) sus mejores bazas: el tratamiento de los caudales inferiores y el trabajo del difusor.

A primera vista diría que es un monoplaza enfocado a las características de conducción de Sebastian Vettel, y que con el nuevo planteamiento resultará más sencillo que el año pasado controlar el centro de presiones bajo el fondo plano, lo que sin duda ayudará al cuidado de las gomas. Leclerc no es manco e imagino que se adaptará a la nueva herramienta, así que no temo nada esta deriva que, como venía diciendo, parece más indicada para las habilidades al volante del tetracampeón del mundo.

Los milagros existen


Cuando os digan que los milagros no existen en Fórmula 1 —yo soy de esos, aunque dentro de unas líneas entenderéis mi por qué—, recordadles la rocambolesca historia por la cual, una escudería con nulas posibilidades se acabó calzando los Mundiales de Constructores y Pilotos en 2009. Y hacedlo por dos razones: porque sus respuestas van a crujir más que el casco de un barco de madera en mitad de un temporal y porque los milagros claro que existen, sobre todo si hay una voluntad manifiesta de que se den y la protagonista del hecho hazañoso resulta imprescindible para el negocio, amén de alemana, of course!

Y bien, tenemos fresco el colapso de Force India y su rescate por Lawrence Stroll a mediados de 2018 y lo dificultoso que fue encajar todas las piezas para que Racing Point arrancara. Por no enredarnos demasiado, diremos que ésta comenzó su andadura en el Gran Premio de Bélgica de ese año con el marcador de elementos usados en unidades de potencia en marcha y sin los puntos conseguidos desde Australia hasta Hungría (59), lo que la suposo empezar muy penalizada.

lunes, 10 de febrero de 2020

Normas de cortesía


No me extraña nada que se tarde tanto en pactar una modificación del reglamento o cualquier otra chuminada, había un calendario de presentaciones y Haas se lo pasaba por el forro de los pantalones el viernes y, hoy mismo, Mercedes AMG ha hecho lo propio con motivo de su colaboración en términos de patrocinio con INEOS, la empresa de Jim Ratcliffe, a la sazón, uno de los principales impulsores del Brexit...

A ver, la presentación de un monoplaza incluye todo, incluso la decoración para la temporada, y aquí queda rematadamente feo que Banbury y Brackley se hayan saltado el orden establecido para ir por libre y ganar algo de share, fundamentalmente porque los medios y los aficionados quedan (de nuevo) con un palmo de narices, y eso, a pesar de lo acostumbrados que estamos, se ha considerado descortés de toda la vida de Dios.

BMW pasa


Se mire como se mire, no parece una gran noticia que un fabricante como BMW rechace públicamente su posible incorporación a la Fórmula 1 [BMW, F1 no grazie: irrilevante per le auto stradali], básicamente porque el pináculo del motorsport se nos queda en carolina bilbaina sin la participación de la de Múnich y las que como ella han desestimado el formato actual de unidades de potencia.

Podemos darle todas las vueltas que queramos pero, en esencia, nuestro deporte no resulta atractivo para iconos de la industria del automóvil y vamos a tener que convivir con ello. Y no, aquí no podemos echar la culpa al Maestro Armero porque la responsabilidad la tienen Mercedes-Benz, Ferrari, Renault y Honda, quienes en su día cerraron la puerta que había intendo abrir Liberty Media con su horizonte de propulsores más baratos y sencillos a partir de 2021.

domingo, 9 de febrero de 2020

Que no falte el ruido


Seguimos con la testosterona por las nubes a pesar de estar en carnavales, al menos aquí, en Gorliz.

Llevo puesto el cordón de San Blas por no hacer un feo a doña Matilde, que también lo cuelga al cuello, faltaría más, y la mujer cada equis pregunta cuándo toca miércoles de ceniza, que este año, por lo que miré en Google, va para el 26 de febrero, tarde, dentro de dos semanas largas, para que nos entendamos.

Brackley, obvio


Mientras ahí fuera seguimos con el machaca moya y olé de si Fernando sí o Fernando no, y el gurú que perdió la tortilla de patatas insiste en leer la actualidad del deporte como cuando él lo dejó, los que no hacemos nada por el motorsport (sic) concluimos hoy el repasito a las escuderías que nos ha servido de entremés a la septuagésima temporada de Fórmula 1, y pena que en lo tocante a esta serie coincida terminar con una obviedad como un campanario de grande.

Y sí, es obvio que Mercedes AMG puede concluir su ciclo con otra doble victoria absoluta en Constructores y Pilotos, porque hoy por hoy tiene el equipo mejor engranado y más consistente, porque dispone de la más fiable y fuerte unidad de potencia, porque Lewis Hamilton se ha enchufado a empatar en títulos con Michael Schumacher y, fundamentalmente, porque el resto de equipos, con mayor o menor intensidad, sufren lo suyo para acercarse a la de Brackley.

Ferrari is like that


Ferrari tiene una fascinante (y legendaria) capacidad para acabar dando la razón a sus enemigos, pero comprendo que no resultaría nada serio aludir a esta enigmática naturaleza para enfocar esta entrada.

También es verdad que esta óptica fatalista nos ayudaría a entender mejor cómo fue posible tirar la temporada 2019 a la basura disponiendo de un gran coche en pretemporada, cuyos conductores en el campeonato iban a ser un tetracampéon del mundo y una brillantísima promesa. Pero como decía antes, mejor abandonarla desde las primeras líneas para circunscribir el asunto a que las bondades iniciales del SF90 se perdieron antes del Gran Premio de Australia y recuperarlas lastró toda la campaña, con el agravante de que en Leclerc lidió bastante bien el coche mientras que Vettel naufragaba, hasta el punto de que se hizo necesaria una manita amiga en Singapur para que el alemán recobrara la confianza...

sábado, 8 de febrero de 2020

Demasiada buena fe


Prácticamente desde el inicio de la era híbrida en 2014, hemos aprendido a convivir con sospechas más o menos veladas acerca de lo que podían estar haciendo los equipos oficiales dentro de sus unidades de potencia. Quema de aceite, consumo excesivo de combustible, etcétera, han nutrido de leyendas urbanas nuestra actividad, ya que, como dije en su día, para la FIA mirar en el exterior de los vehículos resultaba bastante sencillo, pero entrar en el interior de los propulsores era una tarea endemoniada que pasaba por aceptar la buena fe del personal.

¿Había dudas sobre la legalidad del FRIC? Se eliminaba y punto pelota. ¿El camber y la presión de las gomas podían dar quebraderos de cabeza? Se recordaba que lo que decía Pirelli en cada carrera iba a misa y Santas Pascuas, y quien se lo saltaba penalizaba. ¿Supuestas ayudas a la conducción...? Te quitamos los puntos y fijo que no vuelves a mostrarte tan creativo...

Pasito a pasito


Arrow McLaren SP ha desvelado hace nada la decoración que utilizará en los coches de Patricio O'Ward y Oliver Askew durante la temporada 2020 de IndyCar [Arrow McLaren SP dévoile ses couleurs pour la saison 2020]. 

Y bueno, me parece interesante reseñarlo en Nürbu porque, de nuevo, una noticia que en otras ocasiones pasaría desapercibida para el aficionado medio, ha traspasado las fronteras frikies para instalarse, con naturalidad, en los espacios de la mayoría de medios enfocados a disciplinas diferentes a la norteamericana de bólidos.

viernes, 7 de febrero de 2020

Ivar travels the Silk Road


Pues se nos ha quedado una noche estupenda...

Cinco días después de que Pruett y Medland lanzaran la granada aturdidora el domingo pasado, el ruido no sólo no ha menguado sino que ha aumentado por obra y gracia de los terraplanistas que sólo se apasionan cuando alguien decide sacudir a Fernando Alonso aunque sea en base a mentiras, porque lo que es hablar de Vettel o de Hamilton, como que no.

Red Bull y los pies de barro


Si algo distingue a Red Bull es su capacidad, y no lo pongo en mayúsculas por no estropear la belleza de este texto...

Venga, fuera de bromas. Milton Keynes amenaza a Ferrari y si la dejamos amenaza a Mercedes AMG, pero su propulsor Honda, aunque ha mejorado una barbaridad, necesita 2020 para convertirse en una katana, lo que nos pone en que conviene discriminar las legítimas bravuconadas de la austriaca de lo que viene siendo un previsible año puente de cara al estreno de la nueva normativa en 2021, que ahí sí, ahí seguramente tendremos que hablar de otra cosa.

Optimismo McLaren


McLaren ha dado un salto tan grande desde 2019 que casi no cabe discutir si en 2020 seguirá proporcionándonos sorpresas, ya que, básicamente, la evolución del MCL34 se ha prolongado hasta las últimas bocanadas de aire de la temporada pasada, lo que supone una grata noticia porque, esencialmente, significa que todavía hay muchas ideas por delante.

Más allá de esta pincelada inicial, me parece muy precipitado soñar con que la de Woking pueda acercarse a Red Bull. La distancia con la austriaca al cierre de 2019 ha sido de 272 puntos y éste es el auténtico punto de partida para la temporada 2020: tratar de reducir este espacio.

Ida y vuelta en Renault


Enstone se encuentra en zona delicada pero, como hemos mencionado en otras ocasiones, se ha debido a que el RS19 salió corto de miras, quizás demasiado. 

La unidad de potencia francesa sobre el MCL34 de McLaren ha dado para mucho más de lo esperado por la prensa especialista, y puesto que ni Daniel Ricciardo ni Nico Hulkenberg pueden ser considerados mancos, esto nos lleva a que el problema de Renault ha estado en otro sitio diferente a su propulsor y que salir de allí no resulta precisamente barato.

jueves, 6 de febrero de 2020

Todos a una...


La mitomanía no suele advertir en el prospecto de uso que su exceso anula completamente las pocas luces que le quedan al aficionado para enfrentarse a la realidad y el mundo, y es por ello que desde mi punto de vista resulta totalmente desaconsejable porque siempre ofrece volúmenes planos, carentes de sombras.

Se acaba de conocer que se ha puesto a la venta el Ferrari 412 T2 que condujo Michael Schumacher a finales de 1995 [La première Ferrari de Schumacher est à vendre], su primer contacto con un monoplaza de la casa de Maranello, y las redes sociales y los medios se han puesto inmediatamente a destacar el habitual rosario de anécdotas con el que se regalan los oídos los eruditos: Ferrari estaba mal, el Kaiser llegó poco menos que a salvarla, los Benetton boys fueron llamados por Jean Todt a petición del alemán, todos pasaron del culo de Luca Cordero di Montezemolo y, consecuentemente, los tifosi terminaron comiendo perdices...

miércoles, 5 de febrero de 2020

Más vale prevenir


Tenemos la testosterona tan a flor de piel que incluso irrita que la organización haya puesto en cautela la celebración del Gran Premio de China después de la cancelación de las primeras fechas del e-Prix de Sanya y, obviamente, a la espera de saber cómo evoluciona el tema del coronavirus.

No me parece bien ni mal, me parece una actitud responsable. Hay mucha logística detrás de un Gran Premio y muchas cosas que hacer con antelación para que todo funcione adecuadamente, pero ante todo está evitar el riesgo que supone exponer a los integrantes del paddock, pilotos incluidos, a una situación que de momento no parece estar controlada del todo porque, como pasa con la gripe, puede haber rebrote y aunque dos meses parezcan tiempo suficiente para erradicar la amenaza, con la que está cayendo ahora mismo, casi que mejor no jugar con fuego.

Alpha Tauri, la ex


Imagino que se abandonará la denominación STR y que la decoración de la carrocería estará en consonancia con lo que se espera de la puesta de largo de Alpha Tauri, pero en 2020 estaremos ante la decimoquinta temporada de Toro Rosso en Fórmula 1 y esto es algo que no debemos olvidar, más que nada, por aquello del «aunque la mona se vista de seda, mona se queda».

Dicho esto, Toro Rosso siempre ha sido la chica de los recados de Red Bull, unas veces difuminadamente y otras con abierto descaro, y puesto que desde 2018 —momento en el que la de Faenza empieza a ser motorizada por Honda—, incluso se ha sacado pecho de esta extraña situación, es sencillo colegir que durante esta campaña que abrimos en breve se perpetuará la anomalía de que un equipo ocupe sitio pero no compita estrictamente, porque dedica su tiempo y esfuerzos a hacerle a su hermana mayor todas las pretemporadas que hagan falta.

Racing Point y pasapalabra


Mi difunta abuela usaba el dicho «quien mucho abarca poco aprieta», y no sé yo si aplicándolo al contexto de Racing Point nos puede dar una clave de lo que está sucediendo con la de Silvertone, mientras nos ayuda a ver qué le puede deparar esta temporada 2020 que empezará en breve.

Lawrence Stroll es considerado una especie de Rey Midas que convierte en oro todo lo que toca, pero su paso por Williams no puede ser considerado un éxito ni la adquisición de Force India para convertirla en Racing Point ha logrado impedir que los aficionados dejen de añorar a «la india». En lo personal sí. Profesionalmente hablando, el magnate canadiense se ha convertido en un habitual del paddock y en la actualidad ocupa uno de esos lugares que todo empresario ha soñado alguna vez con alcanzar: ser el capo de un escudería.

¿Cómo se hace una marca?


Si no me fallan las cuentas, este 2020 sólo Sebastian defenderá la tricolor alemana en la parrilla...

Russell, Norris y Hamilton (Gran Bretaña); Latifi y Stroll (Canadá); Raikkonen y Bottas (Finlandia); Sáinz (España); Magnussen (Dinamarca); Grosjean, Gasly y Ocon (Francia); Verstappen (Países Bajos); Albon (Tailandia/GB); Leclerc (Mónaco); Kvyat (Rusia); Pérez (México); Giovinazzi (Italia); Ricciardo (Australia). Sí, Vettel es el único representante alemán con volante oficial...

martes, 4 de febrero de 2020

Un Apocalípsis como Dios manda


En unos pocos días todo se ha vuelto aparentemente más triste. El pasado 21 de enero nos dejaba Terry Jones y hoy se ha ido José Luis Cuerda, y la sensación a estas horas es un poco amarga por nada en esepecial, aunque seguramente se debe a que el humor bueno parece que ha sido desterrado de nuestra cotidianidad a la espera de que le demos una oportunidad de retorno, aunque sea en patera.

Decía Peter Sellers que el humor es un oficio duro que él se tomaba muy en serio. Rowan Atkinson vino a enfatizar años después esta misma perspectiva. Bueno, en realidad los cómicos de todas las nacionalidades y tiempos han dicho siempre lo mismo: hacer reír nunca ha sido fácil y, los que saben de esto afirman que es más complicado que hacer llorar... Hay que ser muy fino para esta profesión y desgraciadamente no todo el mundo vale.

Alma Sauber en Alfa Romeo


«El sueño de Sergio Marchionne» ha tenido un menor recorrido de lo esperado durante 2019, seguramente debido a que, como he mencionado otras veces, las expectativas depositadas en la nueva era de Alfa Romeo en Fórmula 1 las había puesto por la nubes.

Puesto que en mis últimas visitas al proyecto de Hinwill me había propuesto desprenderme de las pegatinas de la milanesa y centrarme en su alma Sauber, voy a continuar con la misma línea argumental pues en ella encuentro las únicas razones para mi optimismo de cara a 2020. 

Pollo sin cabeza Haas


La credibilidad se consigue a base de un arduo trabajo pero se pierde en un pispás. Haas comenzó de manera muy prometedora su andadura en Fórmula 1 y sin duda tuvo mucho que ver en ello el pagafanteo que se montó alrededor de la figura de Gene Haas y su desembarco en nuestro deporte. También, desde luego, ayudó el apoyo explícito de Ferrari, que con la tontería de facilitar la instalación de su unidad de potencia en el cacharro norteamericano, se sacó unas buenas horas extra de túnel de viento y CFD no reguladas [(Haas VF-16) Setenta hombres van...].

El caso es que han pasado suficientes años desde aquello como para que nos dejemos de paños tibios con la protagonista de esta entrada y la tratemos de forma adulta, ya que Haas se ha convertido en el típico equipo que hace bulto y cuyas aspiraciones siempre suenan a cuento de hadas.

Williams a la pata coja


Mientras ahí fuera se debate como si no hubiera mañana sobre si la culpa del follón montado por Medland y Pruett [Racer entiende...], es responsabilidad de ese medio en concreto o compartida por todos los medios que dijeron antes esto o aquello otro, nosotros vamos a seguir dándole fuerte a la actualidad de la Fórmula 1, básicamente porque es una actitud mucho más inteligente aunque proporcione menos clics, y, en segundo lugar, porque en siete días comienzan las presentaciones, empezando por la máquina de Maranello para esta temporada.

Y puesto que he echado muchas líneas desde que se me ocurrió abrir Nürbu en agosto de 2007, al respecto del peligro que supone permanecer en constante silly season, toca retomar los equipos donde lo dejaron al final de la campaña 2019 para que 2020 no nos pille con el culo al aire, y disculpadme la expresión.

lunes, 3 de febrero de 2020

Pero es Ferrari


La verdad es que este tipo de fotos son un poco ridículas en plan porque sí y dicen muy poco de la creatividad de los encargados de este tipo de manifestaciones promocionales. 

Yo, sin ir más lejos, los habría vestido de jugadores de hockey profesional, mismamente de un equipo ficticio de la NHL al que apodaríamos La belva di Maranèl, cuyo uniforme tendría Il Cavallino Rampante como leit motiv sobre masa dominante de color rosso scuderia, comedido blanco y notas de tricolor italiana en medias y casco, y el escudo de Ferrari bien visible. Alquilaría por un par de jornadas el Madison Square Garden Arena y a los Rangers para cameo, y montaba un sarao de no menearse al grito de Get away Mercedes!, en homenaje a aquel potentísimo anuncio de prensa que utilizó McDonnell Douglas a comienzos de los ochenta del siglo pasado, para presentar el F-18 Hornet solicitando paso al legendario F-4 Phantom.

Nuevo desafío a la vista


Ya conozco que suele haber presencia norteamericana en las 24 Horas de Le Mans, pero, no sé, me produce una especial alegría que Penske y Wayne Taylor hayan hecho público su interés por participar en la edición de la prueba gala de 2022 después de haberse conocido que IMSA y ACO pactaban la creación de la categoría LMDh.

Tampoco voy a ocultar que escribo estas líneas por huir un poco del cacao que se ha montado con lo de Racer [Racer entiende...], y es que si no entendemos que el periodismo tiene obligaciones que cumplir y que resulta especialmente grave que una suposición sin ningún tipo de contraste se ha convertido en una noticia que abre las portadas de los medios que se autodenominan especialistas, es que a lo peor nos merecemos la extinción.

domingo, 2 de febrero de 2020

Racer entiende...


Hombre, yo también puedo entender que los USA y Rusia se preparan para la guerra si la Casa Blanca y el Kremlin no me devuelven las llamadas para desmentirlo o corroborarlo...

En fin, sé que estábais esperando esta entrada pero ya os digo que me da un poco por aquel sitio escribirla porque la noticia, a la auténtica me refiero, consiste en que una prestigiosa cabecera como Racer ha decidido hacerse caca en los pantalones a la vista de todo el mundo, y con fruición de ventosidades, para más bemoles.

¡Qué tiempos!


Al leer el otro día un artículo sobre un 312B con tracción a las cuatro ruedas [El Ferrari tracción total de Fórmula 1 que no fue], me vino a la cabeza una entrada sobre el Cosworth 4WD que escribí hace años [Papiroflexia para buscar la belleza], aunque sobre lo que me apetece echar el ratito hoy es acerca de las sinergias tecnológicas que se organizaban hace años, y que, desgraciadamente, hoy no son posibles gracias a lo granítico de nuestros reglamentos.

Lotus, Ferrari y Cosworth, desarrollaron intentonas sobre la tracción integral en monoplazas más o menos en el mismo espacio y tiempo, básicamente porque creían que la exploración de ese camino podía arrojar ventajas en la competición. Iban por libre, se jugaron los cuartos y acabaron aparcando sus proyectos por diferentes razones. 

sábado, 1 de febrero de 2020

Es tiempo de cobardes


Dicen que no hay peor ciego que el que no quiere ver y lo estamos comprobando después de que Fernando haya afirmado que se han vertido muchas mentiras sobre él, como si no lo supiéramos...

Ha salido, cómo no, el recurrente asunto del GP2 Engine! en Suzuka, un clásico, vamos, y aunque el asturiano nos ha explicado que era una frase que formaba parte de la comunicación con su ingeniero de pista, algo que ya sabíamos, lo sorprendente ha sido que ha generado una cascada de imbecilidades que ha germinado en redes sociales y que en algunos medios periodísticos, por decir algo, ha convertido la aclaración del asturiano en una especie de bajada de pantalones ante Honda, por aquello de facilitar lo de las 500 Millas de Indianápolis, mayormente.

SB4 Eldridge «Mefistofele»


Sólo un poquito más corto que un F1 actual (5'091 metros), el FIAT Mefistofele fue considerado un portentoso monstruo matarécords, que en 1924 hizo las delicias del público situando la velocidad promedio a kilómetro lanzado donde nadie lo había conseguido hasta entonces, concretamente en 234,97 kilómetros a la hora.

El trasto en cuestión sigue la estela del FIAT S76 de 1910, La belva di Torino, y es definido y construido por el ingeniero y piloto británico Ernest Eldridge con el apoyo incondicional de la fábrica de Turín. Así las cosas, a partir del chasis de un FIAT SB4 de 200 HP, se alarga con piezas de un autobús y se instala en él un motor de aviación FIAT A.12 Bis de seis cilindros en línea y —agarraros a la silla— casi 22.000 cc, con 350 caballos nominales y un par elevadísimo ya que no pasaba de las 1.800 rpm, con una relación de compresión que alcanzaba 5:1.

Stroll en tierra de hadas


Llevo ilustrando mis textos con la marca o el logotipo de Aston Martin desde hace no sé ni cuánto, hasta el punto de que he llegado a pensar que cada vez que lo hacía moría un hada.

Después de una intentona fallida en 2008 con vistas a 2009, Prodrive de David Richards mostró su interés en participar en la F1 Low Cost de Max Mosley y se barajó la posibilidad de que Aston Martin tuviera sitio en el proyecto, un ejemplo bastante remoto en el tiempo, como se puede comprobar fácilmente a poco que os animéis a hacer algo de hemeroteca.