martes, 19 de septiembre de 2017

Experiencias religiosas


Quizá sean los años vividos, no voy a decir que no, o aquello del más sabe el diablo por viejo que por diablo que decía mi abuela, pero me escama que hayamos estrenado este año un reglamento revolucionario de la muerte y la actualidad informativa de septiembre pase por hablar de lo que sucederá en la Fórmula 1 cuando todos seamos calvos.

2020, 2021, quedan lo suficiente lejos como para pensar que no interesa mencionar el presente, no sea que nos demos de bruces con una realidad tan irrelevante que no justifica ni el cambio de normativa, ni los neumáticos más anchos, ni los coches más agresivos, ni por supuesto, los ríos de tinta que se han vertido intentando convencernos de que las cosas iban a cambiar radicalmente.

lunes, 18 de septiembre de 2017

Los esclavos felices


Da igual a qué hora leas esto, seguro que se está buscando un culpable para lo ocurrido en los primeros metros del Gran Premio de Singapur, cuando bajo mi humilde punto de vista a lo más que se puede llegar es a encontrar responsables. Charlie, sus secuaces y mamporreros, son los que han convertido la responsabilidad en culpa sancionable, aunque, bien es verdad, sólo en determinados casos, lo que aún complica más las cosas.

Ayer escribía que soy muy huevón para todo esto porque entiendo que lo normal, casi siempre, es que haya mucho riesgo de contacto cuando dos o más pilotos luchan por una determinada posición en pista. Si no existe intencionalidad no debería haber pena, soy así de sencillito. 

domingo, 17 de septiembre de 2017

¡Vaya hostia!


Reconozcámoslo, existen más probabilidades de ganar el Euromillones que de presenciar cómo dos Ferrari ponen en bandeja la victoria a un Mercedes AMG en un circuito que se había atragantado a la anglo-germana desde el mismo viernes...

El caso es que antes de llegar a la curva 1 de Marina Bay, Maranello se ha dado un tiro en el pie que va a costar mucho olvidar, porque si la italiana ya tenía perdido el Mundial de Constructores a estas alturas de la temporada el de Pilotos se ha puesto en modo «casi inalcanzable» después del desatre de hace unas horas.

Gaspar, Melchor, Baltasar y Zak


Para nosotros resulta mucho más sencillo retocar la historia: los cuatro Magos de Oriente. Zak, the fourth King, por ejemplo. Los british lo tienen más jodido, Santa y Zak hacen mala pareja en unas Navidades y, seguramente, para los chiquillos supondría un soberano susto encontrarse al hazañoso norteamericano compartiendo escena con el San Nicolás de toda la vida.

En fin, el zakbrownismo, como corriente de pensamiento, ha calado entre nosotros y no tiene visos de querer abandonarnos. 

sábado, 16 de septiembre de 2017

Revisitando «Fernando is faster than you!»


Ya tenemos despejadas dos de las tres incógnitas que nos han quitado el sueño las últimas semanas: Twitter falla más que una escopeta de feria y McLaren será propulsada por Renault a partir del año que viene. Queda saber qué volante usará Fernando Alonso en 2018 y de cuántas toneladas de aspirinas precisaremos para sanar los dolores de cabeza que sufriremos hasta que lo sepamos. Peccata minuta, que decía aquél.

Por suerte esto es Nürbu y tenemos parte de los deberes hechos. Sabemos, por ejemplo, que el periodo de convergencia que se abre la próxima temporada (3 décimas de distancia máxima en rendimiento de propulsores, entre fábricas o incluso entre suministrador y cliente), facilita la posibilidad de hacer combos con riesgo calibrado, al estilo del que acaba de hacer McLaren, y también, que un piloto con ganas de ganar pueda hacer un doble mortal de una campaña para otra sin romperse la crisma. 

viernes, 15 de septiembre de 2017

The winner is...


Como los políticos en las horas inmediatamente posteriores a unas elecciones, hoy todos los periodistas se apuntan la victoria en las predicciones. No hay perdedores, todos ganamos aunque la película no sea estrictamente como nos la han contado...

A ver, he estado tirando un rato de hemeroteca y hasta que ayer saltó la bomba de que Renault ponía contra las cuerdas a Red Bull anunciando que a partir de 2019 suministrará a la austriaca su santa madre, la historia consistía en salvar a McLaren como fuese.

jueves, 14 de septiembre de 2017

Jugando al gato y al ratón


Si notáis que ha empezado el Gran Premio de Singapur, siquiera nominalmente, y seguimos sin llevarnos nada con sustancia a la boca, es porque las buenas chuletas informativas se las come Roscoe como aperitivo. Eso sí, de que nadie haya insinuado todavía que Red Bull hará sus propios motores en 2021, no nos echéis la culpa ni a él ni a mí, of course!

La vida sigue su curso y no es cuestión de desperdiciar ni un minuto, así que vamos a pasar la tarde hablando de Mercedes AMG, de sus trampillas a cuenta del aceite —otro día os prometo que me pongo a explicarlo por ver si lo entendemos todos—, y de cómo Marina Bay puede suponer un sartenazo para Ferrari ahora que Toto y Lewis han aventurado ante los medios que los rossos van a estar ahí.