viernes, 28 de septiembre de 2018

¡Joder, qué bajón!


Ésta es una de esas noticias que merecen que el tiempo se pare, al menos aquí, en Nürbu, porque en la cúspide del automovilismo deportivo, donde dicen que se busca la excelencia a todos los niveles, la única escudería que tiene su mayor sangría en su pareja de pilotos, acaba de anunciar que la renueva para 2019, y con dos cogieron, que decía aquél.

No sé qué coño pasa en Haas ni por la cabeza de sus responsables, pero que Romain Grosjean y Kevin Magnussen hayan sido renovados después de haber desperdiciado las enormes virtudes del VF-18 de este año, sólo puede ser tildado de gilipollesco, amén de dibujar a Gunther Steiner como uno de esos líderes que son capaces de arruinar la empresa antes que cambiar de opinión.

Nos advierten los entendidos y especialistas en la materia que la maniobra es comprensible porque la norteamericana busca estabilidad antes de dar el siguiente paso (sic), lo que no queda claro es si éste va a ser para adelante o para atrás, o, incluso, si la cosa consiste en apostar a que en 2019, a la de Kannapolis le asista la suerte y evite un nuevo tiro en el pie. En todo caso, ésta me la pido y la dejo prendida con chincheta de punta larga en nuestro corcho... Algo me dice que la retomaremos en unos meses.

Os leo.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Estos quieren ayudar a Liberty aportando Drama...

Un saludo
Sr. Polyphenol

Cao Wen dijo...

Pero no es sólo en Haas; Force india, o como coño se llame, prefiere Pérez "The Gagnan" a un finísimo Ocon; Renault a Hulk antes que a Sáinz; Ferrari al Tetracartón pudiendo tener a Alonso; en Williams es la norma... Nunca antes se había desperdiciado tanto talento.