miércoles, 27 de septiembre de 2017

A tres bakúes por hora


De aquella reunión del 3 de julio pasado a cuenta de los sucesos de Bakú, en que se veían las caras Jean Todt, Sebastian Vettel y Maurizio Arrivabene, sólo nos ha quedado que Ferrari no ha hecho otra cosa que perder terreno.

Hace nada, alguien trataba de explicarme en redes sociales que si Sebastian pierde este Mundial por más de 13 puntos será culpa del Gran Premio de Azerbaiyán, y si es por más de 25, del Gran Premio de Singapur. Tan simple y escueto como lo expongo, tan chispeante que me quedé con la pregunta en los dedos: si perdemos por 1, ¿a quién echamos la culpa?

Soy consciente de que esta entrada vale por dos o tres meses de trabajo en el blog. Puedes hablar del efecto Coanda, del vórtice Y250 y la importancia del fondo plano, de historia, de libros, de Pirelli, de las escuderías una a una, de McLaren, de Honda, de Palmer, de Whiting, del estado de la nación...

Yo qué sé, de que a Mariano y a Carles a lo mejor les venía bien participar juntos en esa idiotez de programa yanki en que una pareja se pone en pelotas, hace como que no existe el equipo de grabación, y sobrevive en tierras ásperas a base de hormigas al Jerez, pero como hables de Vettel y le responsabilices de algo, la has cagao, machote.

Y el caso es que de manera independiente a que siga pensando que Ferrari mantiene intactas sus opciones al único Mundial que le queda, el de Pilotos, considero que no podemos ser tan julais como para pasar por alto la importancia que tuvo Bakú en el veranito que nos ha dado La Scuderia después de haberse visto obligada a renunciar a algunas minucias que le otorgaban cierta ventaja. 

Después del Gran Premio de Azerbaiyán, Lorenzo Sassi es sacrificado en plaza pública [Marchionne confirma la salida de Sassi de Ferrari]. Y después del Gran Premio de Azerbaiyán, la de Il Cavallino renuncia a sus novedosas ideas aplicadas en el fondo plano [Ferrari evoluciona el fondo plano añadiéndole rigidez para hacerlo legal]...

No sé, pero me da la sensación de que más nos habría valido que le hubiesen sacado bandera negra a Sebastian en Bakú, porque después del Gran Premio de Azerbaiyán han sucedido demasiadas cosas negativas para la rossa y mira tú dónde estamos a finales de septiembre.

Entiendo que todo esto se la traiga al pairo a los aficionados yogurines, no saben que detrás de cualquier coincidencia en Fórmula 1 siempre hay tema, que diría don Enrique Pastor. No están acostumbrados ni avisados. Muestran tanto celo en localizar y señalar a los alonseros, que con tirar de estadísticas y Wikipedia lo tienen todo arreglao. Pero pasa que después de Bakú han acontecido demasiadas anomalías sobre el plan previsto, como para evitar pensar que en la reunión del 3 de julio pasado —por cierto, cumpleaños del de Heppenheim—, se pactó algo más que una petición pública de disculpas.

Ferrari va en la actualidad a tres bakúes por hora, y convendría para el bien y felicidad de los tifosi, que Maurizio o la madre que parió a Peneque, reaccionen rápido dando por zanjado y pagado el coño asuntito de marras. No puede ser que Ferrari le regale el título a Lewis por un exceso infantil de testosterona.

Os leo.

5 comentarios:

Aficionando dijo...

Tú y yo sabemos, Jose, que el simpático australiano y el raspa holandés (si consigue acabar carreras) van a joderle el mundial a Seb. Quedan 150 puntos máximos en juego y no digo yo que Ricciardo vaya a superar a Vettel en puntos, pero sí que él y Verstappen le van a echar del podio en más de una ocasión en lo que queda de año. Hamilton cabalga hacia el cuarto.

keskusracing dijo...

Este fin de semana se cumplirá una temporada del milagro/maldición del motor de Hamilton que le puso el mundial a Rosberg en bandeja. Aún pueden pasar cosas así, José, no te rindas xDD.

enrique dijo...

A mi me suena más a que dentro de la scuderia hay navajazos por la espalda. No todos reman en la misma dirección.

Anónimo dijo...

Ferrari puede tener a los mejores elaborando un monoplaza campeon pero todos sabemos que sus 2 pilotos no estan ni en el top 5. Lo de kimi no tiene nombre y lo del tetracampeon mejor ni hablar...Ferrari no espabila, de cara a 2018 deberian de pensar en Carlos, Max, Ricc...incluso Leckler.

nilton hidalgo dijo...

Te equivocas anónimo, seb es el hombre indicado para la rossa, a fin de temporada hablamos
Saludos a todos
OLO