sábado, 9 de enero de 2010

En la ingle


Retomar el pulso candente de la cosa pasa inevitablemente por tocar el corazón infecto de la misma: sus cloacas. Cuando os hice partícipes de mi gesta nadadora atravesando El Abra desde Ciérvana a Algorta, os ahorré un chusco detalle, y es que debido a mi errónea deriva, tras enfocar la playa de Arrigunaga no me quedaron más cogieron que avanzar durante un buen trecho a través de aguas fecales (¡vaya costumbres aquellas de tirar la porquería al agua!), para lllegar enterito al puerto viejo algorteño, lugar donde estaba situada la meta. Aguanté como un titán, que quede claro, aunque el asco provocado durante el trance me impidió disfrutar del bien merecido bocadillo de chorizo con que la organización agasajaba a sus héroes. Tenía 17 años, ¡sería por eso!

Como iba diciendo. El pulso de la actualidad impone sus reglas y toca hablar de la reciente sentencia que resarce a Flavio Briatore, aunque no en el montante que reclamaba, de la fea emboscada que le montó Max Mosley a cuenta del cuento de Singapur 2008.

Vaya por delante que he leído todo lo legible, incluso la equilibrada reflexión de Charly en Mis Pasiones, y por supuesto el dictamen del Tribunal de Grande Instance de Paris. Vamos, que voy de enteradillo, y aunque no soy persona dada a desentrañar meollos legales, tengo la suficiente experiencia en tribunales o en compañía de abogados como para saber que si el veredicto se tumba como no ajustado a derecho, se pone en solfa el proceso mismo.

Dicho esto, hay que admitir que la corte parisina se reconoce incompetente para valorar las tribulaciones de la FIA, pero su resolución evidencia que la incoación del sumario por el organismo deportivo, y el juicio mismo, carecían de las necesarias garantías legales (¡tela, tela, tela!).

Unos hechos que admiten diferentes lecturas; un testigo protegido al que se ha prometido inmunidad a cambio de delatar la supuesta conspiración (Nelsinho Piquet); un testigo de cargo capital pero anónimo —a día de hoy todavía resulta desconocido—, que la ratifica (testigo X); una declaración de conocimiento de los hechos, pero parcial (Pat Symonds); una animadversión explícita entre el incoador de la causa, que además ejercía de parte acusadora y de juez (Max Mosley), y el acusado (Flavio Briatore); y tenemos un merequetén que no se sostiene bajo ninguna perspectiva, y que la corte parisina no admite como ajustado a la legalidad…

Flavio acaba de desarticular a su enemigo y está apuntando a la cara de los que se han prestado al desaguisado que conocemos como crashgate, porque iban a por él y ya nadie puede negarlo.

¿Cómo acabará todo esto? ¡A quién coño le importa! Briatore acaba de clarificar el escenario y apunta a sus enemigos con calibre anticarro. ¡Que Dios los coja confesados, porque acaba de meterles una buena patada en la ingle, y es la primera!

10 comentarios:

Jon Valle-Iturriaga Albors dijo...

Chapeau: una redacción preciosa, aún para contar lo que sale de las cloacas. Me ha encantado.
¿Tienes algún link al dictamen del Tribunal de Grande Instance de Paris?; me gustaría leerlo por mí mismo, porque he leído de todo.
Lo dicho, felicidades por tu prosa y gracias por compartirla.

Orroe dijo...

Buenos días.

Jon ;) ¡Gracias! XDDDDD Ahí te va el enlace: http://blog.autoplus.fr/moncet/2010/01/06/affaire-briatore-symonds-et-la-fia-tous-les-elements/#more-3572

Un abrazote

Jose

Tadeo dijo...

Buenos dias

A Todt se lo están poniendo a huevo, ahora ya tiene la excusa para redactar un nuevo reglamento disciplinario porque está obligado por las circunstancias.

Como muchos pensabamos, Briatore se libra y la FIA no va a hacer nada serio para sancionarle, aunque ahora diga que no va a consentir y bla, bla, bla. No puede sancionar con un nuevo reglamento hechos ocurridos anteriormente.

Reconozco que mi confianza en Todt está creciendo día a día, por lo menos en esta primera fase de su mandato, y sin que sirva de precedente. Ahora necesitamos algo para la galería, como por ej. la cabeza de Charlie Whitting, personaje del que hablabas en hilos anteriores.

Saludos

csm dijo...

Josetxu, :-)
¡ Muy bueno !
Pues, es lo que ya suponíamos ¿no?, que en cuanto saliera Max por la puerta, Briatore sería, de alguna manera, repuesto en sus atribuciones y, desde luego, moralmente resarcido ante la opinión pública...¿tardará mucho en aparecer por los circuitos Ron Dennis ? XDDDDD. Creo que Todt hará, con Falvio y Ron, lo que todos esperan de él...."borrón y cuenta nueva".
Por cierto Josetxu, lo de las aguas fecales XDDDD, (¡vaya un "mal trago" xddd!), para mí que enlaza con tu artículo de Alain... y citando a Borges, el destino más largo y complicado en realidad consta de un solo momento, el momento en que el hombre sabe para siempre quién es..." (algo así decía) XDDDD.
Tadeo: Estoy contigo, que nos quiten a Charlie Whiting y ya, la galería... como "unas castañuelas" (perdón, pero me incluyo XDDD).
Un besote

Interlagos dijo...

Orroe, como siempre acertadísimo.
Si a la FIA no le importó en su momento hacer una investigación seria y ecuánime de los hechos, ahora menos que nunca. Porque si se vuelve a abrir el "incidente", también se tendrá que abrir el proceso de la FIA. Ahora es una pescadilla que se muerde la cola: no se entiende nada sin el juicio inquisitorial al que fue expuesto Briatore, quiero decir, que ahora están ligados a fuego el choque de Paquetinho con el proceso posterior, no pudiéndose distinguir uno del otro. Es obvio que a Todt no le queda otra que dar carpetazo al asunto.
Tadeo, campeón, me has quitado de la boca lo del Whitling. Este personaje debería ser jubilado ya mismo.
Salu2.

Ricard dijo...

Hola!
Tienes un gran blog!
Yo acabo de crear el mio, en mi primer articulo hago referencia a Red Bull Racing, mi escuderia favorita.
Me gustaria que te unieses como seguidor pues yo hare lo mismo.

Saludos,
Ricard

Anónimo dijo...

la FIA ha recurrido la absolución de Flavio. Veremos otra vez la nueva sentencia. Como les vuelvan a dar un palo, aún quedarán peor ante la opinión pública

Marta

Orroe dijo...

Buenos días.

Tadeo ;) La verdad es que Todt se está mostrando bastante firme. Se ha recurrido la sentencia pero se ha abierto la puerta para que los pilotos tutelados por Flavio puedan disponer de superlicencia. En mi tierra dirían que ha sido una de cal y otra de arena ;)

Concha ;) Gran verdad la escrita por Borges, en medio de aquella porquería sólo pensaba en llegar, llegar y llegar :P Y aunque todavía creo que vamos a tener Charlie para rato, ojalá se cumplan pronto nuestros deseos XDDDD

Interlagos ;) Ahora sólo queda algo de coreografía: recurso y a esperar acontecimientos... Todt va a tener que cerrar esto tarde o temprano ;)

Ricard ;) Bienvenido y hecho, en cuanto termine voy para allá ;)

Marta :) Lo dicho, el recurso entraba dentro de las previsiones, pero como he comentado a Tadeo, se ha abierto la puerta a que Flavio siga manteniendo lazos con la F1, aunque sea a través de sus pilotos ;)

Un abrazo

Jose

Tadeo dijo...

Jose, la respuesta de Todt ha sido inteligente. Por una parte amenaza con presentar toda clase de recursos, que no van a prosperar, y por otra le abre la mano a los castigados por Todt, pero solo en la representación de pilotos.

Pero es que aparte de la representación de pilotos, ni Briatore ni Symmonds tienen contratos firmados para nada más, ya que fueron despedidos de Renault.

Bla, bla, bla y nada más, y además todos contentos. Este año será sabático y el siguiente a trabajar en la F1 si encuentran donde.

Saludos

Orroe dijo...

Buenas tardes ;)

Tadeo ;) Sutilezas, que dicen XDDDD

Un abrazo

Jose