martes, 9 de enero de 2018

Alfa Romeo como peón de don Sergio


Que no nos sorprenda mucho que los que andan ahora poniendo a cada cual en su sitio por lo de Fernando en Daytona sean los mismos que veían un Equipo B de Ferrari en el patrocinio de Alfa Romeo, la vida es así, se ve más rápidamente la burbuja de jabón en el ojo ajeno que la Cúpula del Trueno en el nuestro...

En fin, esto de vivir de susto en susto, de primicia en primicia, está tan anclado en nuestra cultura aficionada que no tiene visos de cambiar en el corto ni en el medio plazo, en el largo ya ni nos molestamos en pensarlo, ¿no?

El caso es que he escrito lo suficiente sobre este tema desde que saltó la liebre en 2016 [Alfa Romeo], como para que no me haya pillado de nuevas que el propio Peter Sauber haya puntualizado el asunto hace un par de días [Sauber niega que Alfa Romeo haya tomado el control del equipo]. 

Estaba claro que Marchionne andaba jugando a la mercadotecnia como cuando integró el escudo de la milanesa en la decoración de los Ferrari SF15-T de 2015 sin que viniese demasiado a cuento. Además, en muy pocas cabezas podía caber que mientras el de Chieti mantiene pulso con Liberty Media por la permanencia de Maranello más allá de 2020, iba a tener pensado embarcarse en una aventura con Sauber cuyo fin consistiese en devolver el nombre de Alfa Romeo a lo más alto o mejorar la chance de La Scuderia en los años venideros.

Lo siento por los alfistas —a quienes, por cierto, ya ha machacado suficiente don Sergio—, y por todos aquellos que han llegado a pensar que esto iba totalmente en serio y lo han asimilado a la implicación con nuestro deporte que está mostrando Aston Martin en la actualidad.

Alfa Romeo es patrocinador de la de Hinwil y aquí se acaban los sueños.

Sin duda habrá beneficios para ambas partes, pero Peter Sauber es meridianamente claro: la escudería que lleva su nombre sigue siendo autónoma y no forma parte de ningún tinglado, ni como escuadra de complemento ni como Equipo B. Y yo añado: la nueva historia de Alfa —y la de Maserati si se materializa en Haas—, no tiene visos de ser otra cosa que una forma de presión contra Liberty en la guerra que ha comenzado Marchionne contra la norteamericana.

Os leo.

3 comentarios:

Ricardo wa dijo...

Pudiera haber otra lectura de la situacion. Liberty es empresa norteamericana que ha expresado su interes en desarrollar F1 el los USA. Hace poco Alfa esta intentando vender vehiculos como el Giulia o el Stelvio (SUV) en este mercado. Además, han tenido poco éxito vendiendo Maseratis. Al final, todo puede ser una operación de mercadotecnia, como la venta de acciones de Ferrari. Don Sergio es un pesetero!

enrique dijo...

Y yo me pregunto: Que alternativas tiene Ferrari fuera de la fórmula 1?. Está claro que seguiran vendiendo coches, pero competir... Dónde?

Anónimo dijo...

Enrique,

Ferrari ya compite en el WEC, en la categoria de GT.

http://races.ferrari.com/en/competizioni-gt/challenge/

No es lo mismo que la F1, pero ya tiene experiencia en el WEC.

Saludos

exray