domingo, 31 de julio de 2011

Black is black [Hungría]


Quién me iba a decir a mí, que tres años después de aquel infausto 2007 iba a estar maldiciendo la mala leche que gasta la FIA con Lewis Hamilton.

¿Un drive-through por demostrar más casta que la que hay en la parrilla entera? Pues eso mismo es lo que ha considerado pertinente aplicar, de manera expeditiva sobre el piloto británico, la misma FIA que ponía en peligro a los que salían por la calle de garajes subiendo por allí el desvencijado Lotus Renault de Heidfeld; la misma FIA que dice buscar el espectáculo mientras penaliza a renglón seguido actitudes que han hecho grande este deporte; la misma FIA que santifica la mediocridad en cada prueba, excusándose en el uso y abuso de cachivaches que han vuelto a demostrar en Hungría, que están de sobra. ¡Tela, tela, tela!

sábado, 30 de julio de 2011

Hungarian folk tale


Matilde, mi madre, tiene un sencillo repertorio para definir sus estados de perplejidad, y además, niquelado en dos variantes: ¡me has dejado como la Genara!, o en su caso, ¡me he quedado como la Tacones! Y como la Tacones me he quedado al final de la calificación para el G.P. de Hungría, aunque después de tomarme un café a la fresca (hoy hace verdadero calor después de semanas de frío invernal y lluvia), el mundo ha vuelto a ser tan hermoso como esta mañana.

No me he vuelto majara. Las piezas del puzzle han quedado un poco descolocadas para mi gusto y se me ha hecho difícil su lectura, pero una vez pillado el quid del asunto, creo, todo ha vuelto a la normalidad.

miércoles, 27 de julio de 2011

La caja de Damasco


Hace no demasiado, comentaba aquí mismo que los nuevos formatos nos van devorando por pura inercia y que no sabía si me iba a sumar a ellos, que va a ser que sí y antes de lo que pensaba, y para qué negarlo, de manera muy diferente a la imaginada, porque El Opinómetro me ha ofrecido un pequeño espacio en su podcast, La Caja de Damasco, para que me despache a gusto sobre el mundillo y la actualidad de la F1. Obvia decir que he aceptado.

No es nada del otro jueves, pero para mí es como si fuese domingo. Me dice Omar (Avatar, propietario de uno de los mejores sitios de opinión independiente sobre juegos, música, juegos de rol y aledaños, cine, etcétera), que su programa tiene unas 200 descargas a poco de haberse estrenado (van por el primero, que con el piloto hacen dos), en un ámbito muy alejado en proporciones del que puede arrastrar nuestro deporte.

martes, 26 de julio de 2011

Leyendo huesos [Alemania]


La factoría Disney ha hecho mucho daño a los de mi edad. Fue asistir a la crudeza de un Bambi desposeído de su madre por culpa de un disparo fuera de cámara, y comprender de inmediato que mi vida jamás me pertenecería salvo que luchara a brazo partido por ella, porque para decidir lo que más me conviene y nos conviene a todos, ya están por ahí Moody's, Lehman Brothers, Standard & Poor's y Fitch Ratings. ¿Que te encuentras bien? Pues hasta que no lo certifiquen, mejor te metes en la cama y te pones el termómetro.

Hace un suspiro, recordemos, el campeonato 2011 ya tenía dueño. Nadie más que Vettel contaba para llevárselo. McLaren perdía demasiado aceite y Ferrari debía hacer caso a Flavio Briatore, concentrándose en el vehículo de 2012, pero Sebastian lleva cinco carreras sin sentirse cómodo a pesar de haber ganado tres.

domingo, 24 de julio de 2011

El muro de contención


Tras un comienzo de sesión bastante tristón, las últimas actuaciones del piloto australiano de Red Bull, Mark Webber, han suscitado una buena cantidad de teorías, desde la que justifica que Aussie ha encontrado por fin el equilibrio necesario para sacar provecho a su RB7, hasta la que advierte que en la escudería austriaca siguen siendo más deportivos que la mujer del César y el titular del monoplaza número 2 está aprovechando la coyuntura.

Como digo, el abanico de razonamientos es extenso, aunque particularmente pienso que una vez descolgado artificialmente de la lucha por el título, gracias a la suerte adversa que había soportado hasta el G.P. de Europa, Horner decidió, posiblemente con antelación, en Montreal, por ejemplo, que ya era hora de que su segundo piloto se ganara las alubias, pasando a cubrir a Vettel de los más que posibles ataques de sus inmediatos rivales, entre los que nunca se ha encontrado él, obviamente.

sábado, 23 de julio de 2011

Toda la vida por delante


En los mentideros se comentaba antes de Mónaco, que Ferrari podía dar por terminada la temporada. Pasó la carrera en el Principado, la de Canadá y también la de Valencia, y llegó la de Gran Bretaña, y con ella una puerta abierta a la esperanza...

Este mediodía se ha celebrado la calificación para el G.P. de Alemania sobre un circuito que tiene de Infierno verde lo que yo (a Nira se lo perdono todo), y que inevitablemente me recuerda el demonio X1 Proyect de Adrian y aquella grúa que devolvió a Lewis Hamilton a una prueba de la que se había escaqueado cuando era el hijo de Anthony y un esbozo de lo que es ahora, y a Markus Winkelhock, hijo a su vez del gran Manfred, liderando la prueba sobre un humilde Spyker sobre el que terminó abandonando.

miércoles, 20 de julio de 2011

When Ginny kissed Harry [Reloaded]


Juego pésimamente al ajedrez porque carezco de la necesaria paciencia, lo que me pone en la tesitura de albergar la duda razonable de que si fuera el caso que tuviera frente al tablero la misma que muestro ante otros campos de batalla que frecuento, a lo mejor era farero y no lo que soy, porque ya se sabe que los faros están ineludiblemente relacionados con el noble arte de mover 16 fichas sobre 64 casillas para vencer al rival mientras se comparten el silencio, una copa, y un buen cigarro o una buena pipa.

Huele a mar y a tierra mojada. Estoy definitivamente en la nueva casa de Gorliz y ha llovido esta tarde.

jueves, 14 de julio de 2011

Salud mental


A cuenta del traslado de estudio que estoy realizando desde hace 15 días y que espero terminar este próximo fin de semana, me he acordado del bueno de Michael Schumacher más de lo que me gustaría, porque como él, estoy descubriendo músculos desconocidos en mi anatomía. ¡Me duele todo!

Dicen que la cultura no ocupa lugar, pero es mentira. Miro las cajas llenas de libros, y sé que es mentira.

martes, 12 de julio de 2011

La apuesta segura


Estoy de enhorabuena. Por un lado, he llegado a los límites de la zona noble de mi estudio (estoy de mudanza), y mañana puedo meterme a escarbar en los diferentes estratos que se han ido formando con el paso de los años, pecata minuta, como diría aquél; y por otro, acabo de visionar al gran Toni Cuquerela, gracias a Homero, de Formula F1, explicando a Antonio Lobato y a los aficionados en qué consisten los Escapes Sopladores y los mapa/motor, y ha mencionado que los dichosos escapes sirven para direccionar los flujos laterales del vehículo, lo que acarrea diferentes comportamientos del difusor. Vamos, que no andaba yo descaminado con las idas de olla que he compartido con vosotros estas semanas pasadas, ni siquiera, me temo, con lo del R31 y la lanza térmica.

Dicho esto, puesto que no he tenido tiempo de dibujar nada para la serie Enigma, aprovechando que el fin de semana ha sido rico en acontecimientos deportivos y extradeportivos, voy a aprovechar para apretar las gomas a nuestros queridos medios, porque hay quien todavía sigue con la cantinela de las dudas que sobrevuelan a Ferrari, poniendo esta vez en cautela la victoria del asturiano hasta que se certifique en Alemania que el F150th Italia ha resuelto definitivamente los hipotéticos problemas que sufría hasta el momento.

lunes, 11 de julio de 2011

Embrujo y cinta americana


Aunque pueda parecer extraño, hubo un tiempo en que sin que pasase absolutamente nada, se podía quitar una pieza importante de la carrocería para que el motor o cualquier otro componente se refrigerasen bien. El paso de los años, sin embargo, ha vuelto melindrosa a la F1. Delicadita, que diría aquél.

Por suerte soy un poco bocazas. Llevo semanas zurrando la badana a cuenta de que la actual ingeniería juega con ventaja y sin mojarse, y mira tú por dónde, este pasado fin de semana, se les ha helado la sangre a los modernos magos de la cosa, total, porque la FIA se ha puesto a jugar a los dados con el reglamento, cosa que dicho sea de paso forma parte de su tradición más arraigada.

domingo, 10 de julio de 2011

Una de nervios [Gran Bretaña]


Hay cosas que no entiendo. En Silverstone, con la morterada de puntos de ventaja que llevaba Vettel sobre sus rivales, Red Bull se podía haber permitido dejar sus coches en el garaje sin que el escenario se hubiera modificado un ápice. Pero de manera totalmente soprendente, la austriaca ha llevado a cabo una de sus peores carreras del año, delatando unos nervios que me han dejado perplejo.

No hacía falta machacar a Webber. Con la de hoy, quedaban 11 carreras hasta el final de la sesión, y por ello, y por el colchón de puntos comentado, ha resultado extremadamente feo que en la salida el australiano haya cedido tan fácilmente su posición a Vettel, para limitarse, a renglón seguido, a ejercer de gregario sosteniendo eficazmente a Alonso y a todo lo que venía detrás.

sábado, 9 de julio de 2011

Little Big Horn


Bernie tiene que estar frotándose las manos. Por el mismo precio, la FOTA está enseñando sus entrañas más arrabaleras y la FIA su ineptitud sin límite en la persona de un tipo al que tenían que haber jubilado hace años. Ni conspiraciones ni gaitas, la F1, a estas horas tardías de un sábado cualquiera se está mostrando tal cual es. Sin haber tenido tiempo para ponerse el maquillaje de los domingos, se está sustantivando en Silverstone repleta de miserias, ¡con dos cogieron!

Pero la historia no es como nos la cuentan. Ni Charlie Whiting se ha vuelto tarumba de la noche a la mañana, ni el enredo es tan sencillo como que la FIA ha cambiado la norma a mitad de temporada. Hubo una denuncia por un hecho consentido desde el año pasado, y ése y no otro es el quicio sobre el que gira todo.

viernes, 8 de julio de 2011

Venom


Venom es uno de los archienemigos de Spiderman, y hoy, dicen, se ha podido ver su ponzoñosa sombra como telón de fondo en la discusión que se ha montado entre Martin Whismarth y Christian Horner a cuenta de los mapa/motor.

Si los oponentes hubiesen sido, un ejemplo, dos perros de presa como Flavio Briatore y Ron Dennis, sin lugar a dudas nadie se habría sorprendido, pero que la tangana se haya librado entre dos seminaristas británicos, ha levantado cierto revuelo y no es para menos, porque Red Bull se ha pasado este último mes tachando de tramposas a Ferrari, mayormente, y a McLaren en menor grado, como directamente beneficiadas por el asunto del capado de los mapa/motor y la limitación de los Escapes Sopladores.

jueves, 7 de julio de 2011

El camino


Esta entrada debería suponer la última. Cuando inicié la aventura de este blog, decidí que duraría 1.000 asaltos, ni uno más, ni uno menos, y ésta hace, precisamente, el número que me había marcado como meta.

Me miro en 2007 y no me reconozco. Busqué refugio aquí por huir de un mundo que se desmoronaba a mi alrededor, que terminó de naufragar un 24 de marzo del año siguiente, tocando los arenales del fondo al filo de las 12 de la noche. Era verano cuando escribí mi primer texto, y mira por dónde, cuatro años después, en la misma estación, debería estar cumpliendo mi promesa...

miércoles, 6 de julio de 2011

Visión de futuro


Uno busca la belleza y se encuentra en el camino las señales que va dejando el dinero a su paso. Parece que estemos a mitad de temporada, aunque ni por el forro.

En F1, el verano es un punto y aparte que marca sobre el terreno la cicatriz entre el paso de página y lo que vendrá a continuación de mañana. Da lo mismo que aún no se haya cubierto el 50% de la sesión, ha llegado la hora, toca hacer números, establecer o romper alianzas, acordarse de lo que pudo haber sido y no fue, en todo caso aprovisionar el siempre halagüeño año que viene con algún que otro patrocinador que sufrague tanta felicidad venidera, que si no llega, siempre habrá tiempo para intentar buscarla de nuevo dentro de doce meses.

martes, 5 de julio de 2011

La anomalía homeopática


La sociedad occidental se mueve por modelos, por parcelas, y esa es una de las causas por las cuales las cosas terminan por no funcionar como estaba previsto, porque cada una de ellas suele tener la fea costumbre de pertenecer a un entorno, a un todo que la contiene y afecta.

En lo nuestro, la F1, lo de recurrir a los modelos está a la orden del día. Se percibe una novedad en el flanco derecho del vehículo, y el izquierdo y el resto del coche desaparecen del mapa, como por encantamiento, que diría aquél, y nos centramos en intentar explicar lo que tenemos delante de las narices como si todo el universo se hubiera concentrado precisamente ahí.

Oyendo campanas


Conforme va pasando el tiempo voy macerando la idea de que en el seno de la FIA no hay nadie mínimamente capacitado para regular como Dios manda, un deporte que cada día que pasa depende más y más de la aerodinámica.

No trato de ser superfluamente peyorativo, entendámonos. Para justificar tanto desfase como observamos entre el reglamento técnico y su aplicación en pista, de manera coloquial se suele decir que los ingenieros que intervienen en la Fórmula 1 van siempre un paso por delante del máximo organismo, pero el caso es que de unos años a esta parte, no sería sólo uno el que llevan de ventaja, sino varios, y eso unicamente puede ser posible si aceptamos que la FIA ni se ha reciclado, ni tiene previsto cambiar de derrotero a corto o medio plazo.

lunes, 4 de julio de 2011

Excalibur espera


Nadie sabe cómo ha sido, pero ha sido. Nadie daba un chavo por este campeonato a partir de Valencia, y hete aquí que la cita de este próximo domingo se prevé más movida que la planta de oportunidades de El Cortes Inglés durante un primer día de rebajas —a veces pienso si no será porque las gangas llegan en su fecha a los grandes almacenes, y no como el otoño, el invierno, la primavera y el verano, que siempre advienen desacompasadas—.

En fin, que ya tenemos en el horizonte el Gran Premio de la Gran Bretaña, y quien más y quien menos, entre los equipos, se ha puesto de tiros largos para intentar sacar pecho en uno de los trazados más emblemáticos del calendario —al menos así era hasta que le metieron el año pasado unas novedades al asfalto, que a mí, personalmente, no me hicieron ni fú ni fá—.

Lanza térmica, una idea


Andar haciendo cajas y rellenándolas con lo almacenado durante 25 años de profesión, conlleva la parte buena de que tienes mucho tiempo para pensar, y ¿qué mejor que asesinar vilmente el rato que dándole vueltas a los inventos de Adrian?

Después de la entrada de ayer, que por cierto ha sido mencionada en F1Writters, estaba madurando mis particulares jardines técnicos cuando se me ha encendido una lucecita al respecto de los Escapes Sopladores.

domingo, 3 de julio de 2011

Hablemos de aviones [Enigma 20]


Es una pena que con tanto ingeniero aerodinámico suelto por el paddock, pocas veces, por no decir ninguna, se hable directamente de aviones en cuanto al diseño de monoplazas se refiere, porque la sustentación positiva (fenómeno inverso a la downforce) es una pieza clave en la proyección de aeronaves, y en nuestro mundillo, un concepto raramente mencionado.

Bien, antes de meternos en harina en ésta y posteriores entradas, vamos a recordar que en cuanto a monoplazas se refiere seguimos hablando de una masa suspendida en el aire (cuerpo de la carrocería, incluido el fondo plano) y otra masa no suspendida (ruedas) relacionadas a través de las suspensiones, con lo cual y con vuestro permiso, voy a comenzar a hablar de la masa suspendida como si de un avión se tratase.

El calcetín vuelto


El estío suele ser mala época para esto de la bloguería, razón por la cual, nuestro pequeño mundo parece entrecerrar la persiana, si es que no ha decidido bajarla del todo. En fin, estamos a primeros de julio y buena parte de la afición han desaparecido en el mapa, nunca mejor dicho, y hay que aceptarlo. Bilbao parece un páramo yermo, dominado por el silencio civilizado y el canto de los pájaros, y entre caja y caja...

A lo que iba, Sé perfectamente que la foto que decora esta entrada corresponde a unas maquetas de Exoto, pero dado que la actual F1 es en el fondo un modelo a escala, una reproducción no demasiado buena de aquello que fue y nos mantiene aún atados a las propuestas lúdicas y festivas de Bernie y sus mamporreros, supongo que por ver si lo vislumbramos de nuevo (¡a él no, por Dios, a la buena F1 que nos convirtió en aficionados!), como tenía intención de comentar algo sobre Pirelli, me he pillado esta estampa que representa la Alfetta que condujo Don Juan Manuel Fangio en 1951, junto al camión Alfa Romeo 500 que la transportaba desde la fábrica a los circuitos.

sábado, 2 de julio de 2011

Emilio Rodriguez Zapico (1944-1996)


Nuestro octavo compatriota en la máxima categoría, Emilio Rodriguez Zapico (Zapico), pasó casi de puntillas por ella, hasta el punto de que no pudo correr en el G.P. de España de 1976 por no pasar el corte preclasificatorio, a bordo de un Williams del año anterior alquilado para la ocasión.

A pesar de tan poco provechosa intervención, Zapico, nacido un 27 de mayo de 1944 en León, llevaba a sus espaldas una dilatada carrera como piloto de rallyes y turismos, como tantos de su época, que pudo prolongar a partir de la prueba que se celebraría sin él en el Jarama, cuando estaba a punto de cumplir los 32 años de edad.

viernes, 1 de julio de 2011

¡Viva el escape soplador!


El año pasado se utilizó el término Difusor Soplado para describir un fenómeno que tenía muy poco de difusor soplado, pues no obraba directamente sobre el difusor sino sobre sus áreas circundantes, fundamentalmente la parte baja de la carcasa trasera de la carrocería, como comentaba el otro día.

Para justificar su uso lingüístico, en 2010 se argumentó que soplaba el difusor, aunque de lejos, poquito, vamos, y en 2011 los hemos visto acercarse más reptando por el suelo del coche, pudiendo servir para alguna otra cosa más que para permitir el bendito soplado, como espero explicar dentro de unos días.

Charlie acelerado


Lo que son las cosas, en Valencia, la FIA consentía a McLaren lo que no consintió a Ferrari en Barcelona, y como de costumbre, con el agravante de que el invento de Woking si contravenía un aspecto bien regulado del reglamento técnico.

Todavía no he hincado el diente al alerón flexible made in puritite Great Britain, ando llenando cajas y más cajas (otro día os cuento esto), y lo único que sé es lo poco que he podido leer al respecto de que no funcionó como se esperaba y de que Charlie lo toleró, pero recomendando a la gente de Whitmarsh que lo revisase para Silverstone, porque no era muy acorde que digamos con el reglamento.