martes, 21 de septiembre de 2010

12+1


La elección del decimotercer equipo para 2011 ha quedado en nada.

No me ha sorprendido, la verdad, porque no existiendo el dorsal número 13 por aquello de ahuyentar el mal fario (Renault lleva el 11 y el 12, y Force India el 14 y el 15), ya tendría bemoles que la propia FIA decidiera apostar por romper una tradición cuasi milenaria. Aunque pensándolo mejor, en caso de que la egregia institución hubiera dado el paso adelante, tampoco imagino ser viviente que tuviera redaños suficientes como para presentarse en la parrilla siendo el equipo 12+1…

En fin, como venía diciendo, ya intuía yo que no iba a haber nada que hacer en este asunto, como en tantos otros que dice llevar entre manos la FIA, porque siempre falta ese puntito de seriedad que podría hacer creíble lo increíble. Y es que vamos a ver, ¿quién se puede tomar en serio una reunión en la que una pandilla de tahúres decide cómo ampliar una plantilla en la que precisamente sobran tramposos?

Entre que lo de la F1 barata (low cost para los sabidos) era un trágala con cuello de embudo, como se ha demostrado, y que hay demasiado listo que quiere abrirse hueco en el deporte tomando atajos, lo que tenemos es una película de las de antes, de aquellas en las que el argumento relataba las andanzas, venturas y desventuras, de tipos con corbata y traje que lo mismo transitaban salones cuyas alfombras eran de pelo de camello, que daban el pego a la puerta de El Corte Inglés de Preciados, pasando por pordioseros.

El premio vale la pena. Lo vale, no vayamos a creer lo contrario. Por ejemplo, Brawn GP se hacía con el pecio televisivo dejado por Honda antes de pasar a llamarse Mercedes GP, y Sauber se ha llamado esta temporada BMW Sauber, a pesar de montar motor Ferrari, en base al mismo concepto. Y si apuramos, Renault es un sí y un no a la vez, por el mismo asunto…

Siendo sincero no lo veo excesivamente criticable salvo porque se empeñan en barnizarlo de propuesta seria, de concurso serio, de cosa seria, cuando de lo que se trata es de un vulgar reparto de pasta en el quien más y quien menos quiere entrar a participar (actitud incluso loable), y en el que quien más y quien menos quiere defender sus posiciones actuales (de todo punto comprensible).

¿Contrapunto? ¿Búsqueda de equilibrio? ¿Qué más da? Este año tocaba no abrir el abanico porque la parrilla por encima de 20 vehículos está asegurada, y por tanto Bernie y las televisones pueden dormir tranquilos porque sus respectivas responsabilidades y necesidades están algo más que cubiertas… El resto ha sido rondar a la enamorada por cantar amores con ayuda de la tuna universitaria. Pura fanfarria, pura falacia.

Aunque manda un poco huevos ponerse el smoking para resolver algo que estaba resuelto de antemano, cabe quitarse el sombrero ante la fabulosa coreografía desplegada para elegir el único número que no tiene cabida en la F1. ¡Otra vez será, seguro!

6 comentarios:

Felipe Reyes dijo...

Qué grande, Orroe. Venga, seguro que llegas a contarnos la clasificación de Singapur. Da gusto leerte, campeón.

Saudos.-

Orroe dijo...

Buenas noches.

Felipe ;) Con vosotros jaleándome, seguro que llego :P

Un abrazote

Jose

Midori dijo...

Uno se lo toma a coña, pero a lo mejor has dado con la auténtica cuestión. Yo estoy hasta las calandracas de oir que va a entrar Carlos Slim (otra veeeez) con tal equipo, que no, que éste se va a aliar con el otro, que si USF1 era la releche y ahora son lo peor, que si Hispania no puede seguir, que si Boyer and Cia van a poner pasta...en fin, que no se sabe si rompen por completo con las migajas de Mosley o laa transforman o las erradican de un puñetera vez. A ver si Todt pone claridad y transparencia ¡digo yo!
Voto a favor de potenciar a los que están y dejarse de experimentos. Y si han de entrar que sea con seriedad y no revistiendo Toyotas.
La foto de la entrada,merece entrada aparte Orroe.
Saludos

Sinónimo dijo...

Pasta, pasta, pasta,....cansinos macho...¿no están ya forraos? Todos lo deportes necesitan financiación pero se cargan el chiringuito como sigan así. Derechos de TV, circuitos en desiertos, carreras nocturnas, pilotos de remotos países donde la F1 es un misterio...Si los Bruce McLaren levantaran la cabeza!!
Slds

Anónimo dijo...

Lo que parece esto es una película mala de serie Z y no la competición automovilística donde, presuntamente, el glamour, la tecnología, etc presentan su imagen más espectacular.

Una competición donde nadie se sabe el reglamento porque este cambia cada año convirtiéndose finalmente en un galimatías que nadie entiende.

Una competición donde tan sólo prima el business, business, business del Sr. Ecclestone dejando completamente a un lado el aspecto deportivo que debería ser, en definitiva, lo que debería mover este mundo tan apasionante.

King Crimson

Orroe dijo...

Buenos días ;)

Midori ;) El año pasado ya consiguieron llevar a todos estos a una encerrona, y éste ha tocado hacer criba. Si el año que viene vuelven a flaquear las fuerzas, se buscan nuevos reemplazos, y listo :P

Sinónimo ;) Lamentablemente, nunca tienen suficiente :P

King Crimson ;) se lo están cargando, pero como soy optimista, espero que haya un puntito de reacción por parte de las partes implicadas, para evitar el completo desastre :P

Un abrazote

Jose