sábado, 20 de septiembre de 2014

Por el acto «sexuá»


No tengo nada contra los infelices salvo cuando resultan tan imbéciles como para no comprender que tarde o temprano se les acabará viendo la saya y quizás los pelendengues. Para esto no es condición imprescindible ser escocés, Dios me libre de insinuar tal cosa, basta con ser lelo, tener una segunda intención que ocultar y ponerse a danzar como un poseso por aquello de llamar la atención... Inevitablemente se te acaban viendo las partes pudendas, sencillamente porque es ley de vida.

Al caso que nos ocupa le dediqué una entrada en noviembre pasado [Luca tiene un botón], y con mis santos aquellos ya preludiaba sin saberlo, of course!, lo que nos tenía deparado el destino para este año a los ferraristas: «Pongamos por caso que en 2014 la Ferrari nos sale mortecina, cabizbaja, aclimática, débil o inane… Digamos que por esos azares que tienen las cosas, el año que viene nos sale siniestro (de izquierda) a los tifosi, malhadado, gatillero…»

Bueno, resulta obvio que hice un pleno al quince porque el F14-T ha salido malparido aunque recuperable, y también que habiendo podido apretar el bendito botón con lo de las Pirelli, Luca prefirió pegarse un tiro en su pie izquierdo y de paso dejar malherida a esa famiglia, en la que el único tipo que ha hecho algo por mantener su nombre en pie y con dignidad, ha sido señalado como traidor por los lameculos que habiendo sido llamados a defender la causa en Hungría 2013, a día de hoy siguen bombardeando sin compasión su tan amada Scuderia.

A las pruebas me remito. Si Fernando fuese el problema, tal y como se insinúa por ahí, Marco Mattiacci se habría desembarazado del asturiano sin mayores contemplaciones ya que tiene potestad para hacerlo. No obstante, el Nano sigue en Ferrari mientras han ido desfilando por la puerta de salida de Maranello desde Domenicali al propio Montezemolo, a quien recordemos, invitó a tomar el camino de ida sin retorno después de Monza, nada menos que Sergio Marchionne.

Sin embargo, quedan esas huestes nauseabundas que pretenden imponer un criterio que nada tiene que ver con la realidad, que han encontrado en España campo abonado para echar raíces dada la sempiterna incapacidad de la mayoría de nuestros periodistas, para crear contenidos genuinos por un lado y por otro, para defender honestamente lo nuestro. Así, hoy es el día en que a las palabras de Fernando mostrando su malestar para con lo que vierten constantemente los bad boys de Luca, le ha seguido en nuestro país la enésima muestra de lo que son capaces algunos por vender un puto periódico o ganar unos clicks que ayuden a llegar a fin de mes.

Y como telón de fondo, Kimi, el hombre que sin comerlo ni beberlo, fue llamado por el tipo que nunca presionó el botón para apretar a Alonso en calificación, sin ser avisado de que sin coche la tarea podría acarrearle la crucifixión pública aunque eso sí, con Leo Turrini llorando a sus pies y dedicándole loas y versos. Y todo por joder, por el acto «sexuá», que se dice; con lo cual, ni Sebastian quiere pisar Maranello.

Os leo.

4 comentarios:

Anónimo dijo...

Que memez es esa de "sé algo pero si quieres enterarte lo buscas en google porque no quiero ayudar al propietario del blog???"
No se puede ser mas memo

rudyBB dijo...

Nos hemos quedado con la miel en los labios hoy en la q3. Pedazo de batalla mañana !!!!!

csm dijo...

Es en los momentos difíciles cuando empiezan a caer las caretas y vemos "quién es quién". Dentro de Ferrrari, en algún que otro medio, en los adláteres, los intereses crematísticos...sólo cabe esperar que la catarsis traiga un horizonte más limpio.
Un besote

Jose Tellaetxe Isusi [Orroe] dijo...

Buenos días ;)

Anónimo ;) Lo mejor de todo es que el asunto de las enormes evoluciones de RBR, siempre tiene que ver con el «parón vacacional» obligado por la FIA. Cada vez tengo más claro que en Milton Keynes hay al menos una TARDIS ;)

RudyBB ;) He estado de viaje. A ver si esta tarde contesto tu privado ;)

Concha ;) Yo apuesto a que todo esto trae tiempos mejores, seguro que sí ;)

Un abrazote ;)

Jose