viernes, 8 de abril de 2011

Lo que realmente importa


Red Bull sigue materializando su hipotética superioridad sobre el circuito de Sepang (¿habrá que esperar un poco para certificarla, no?), y ya tenemos las primeras conclusiones al respecto del poco terreno recorrido desde Melbourne por Ferrari, por ejemplo, y me apetece echar el rato después de la pertinente llamadita matutina a mi madre, para intentar ayudar a comprender un escenario poco o nada explicado por la prensa especializada, mientras Anxo sigue elevando el nivel de este blog con sus sabrosas explicaciones sobre el calor y sus aplicaciones (¡gracias, campeón, vales tu peso en oro!).

Bien, los monoplazas son máquinas, y perdonadme la perogrullada, y como tales responden a un conjunto de soluciones que buscan la máxima eficacia (sería absurdo pensar lo contrario). Los pilotos, seres humanos con sus filias y fobias en eso de conducir a toda pastilla, son los encargados, como todos sabemos, de exprimir las virtudes de sus bólidos o en su caso de paliar las posibles carencias, de manera que podemos afirmar sin demasiado miedo a errar que son ellos los que al fin y a la postre definen con sus peculiaridades como conductores lo que da de sí un coche durante una carrera.

Dicho esto, a mi modesto entender se tiende en exceso a sobrevalorar la calidad de un vehículo que califica bien con respecto a otro que corre bien, y no hay que ir muy lejos para vislumbrar que ambos comportamientos no tienen por qué ir siempre de la mano. Obviamente, obtener el puesto más alto en la parrilla de salida, o uno de los inmediatamente cercanos, sigue siendo tan crucial como en años pasados —lo digo con cierta cautela porque todavía está por ver si lo que ocurrió en Australia puede servirnos de muestra—, aportando una ventaja que puede significar la victoria, lo que no en ningún caso es óbice para que desmerezcamos a los perros esquimales frente a los galgos, porque las pruebas comienzan en sábado, pero siempre terminan con el banderazo final de los domingos.

Quiero decir con todo esto que un coche planteado para circular bien durante una prueba no tiene por qué ser peor que uno edificado sobre el comportamiento en la cronometrada, lo que me lleva a recordar un magnífico avión militar que hoy está en desuso pero que marcó una época y una tendencia.

El Lockheed SR-71 (Blackbird) entró en servicio en las fuerzas aéreas norteamericanas casi a mediados de la década de los 60 del siglo pasado, para ir sustituyendo paulatinamente a los ya viejos U-2 del mismo fabricante. Ambos modelos partían de conceptos radicalmente diferentes aunque eran utilizados para las mismas funciones: espionaje a gran altura. No es cuestión de desgranar aquí las particularidades de uno y otro, menos sus diferencias, porque lo importante para esta entrada estriba en que el SR-71 necesitaba repostar al poco de haber levantado el vuelo, convirtiéndose en un auténtico peligro mientras carreteaba por la pista, pues además del considerable gasto de carburante necesario para mover sus 78 toneladas de peso en el suelo, perdía combustible por unas juntas del fuselaje e internas, preparadas para estar selladas a 25.000 metros de altura.

Pero una vez arriba y con el estómago lleno…

6 comentarios:

Anxo dijo...

Estoy contigo Jose, alucino de "no ver" o al menos no especular sobre "este escenario" a la prensa especializada. Si algo disfruté el año pasado es que Alonso tuvo la oportunidad (una vez más) de demostrar que es el mejor piloto de la parrilla actual (al menos es mi opinión, y que todavia, a pesar de lo visto, no tiraria la toalla como bien dices a ver en carrera¡.

Respecto a tu comentario solo espero poder devolverte algo de lo que tu repartes a diario, y espero entiendas mis erratas, tu has sido la "energia de activación" de esta actitud y para mi es un placer compartir "mis pesadillas solitarias" sobre esto de lo que nadie habla y ya hablaban en el siglo XIX, desde el año pasado mas que nada me despertaba pensando en la ventaja aerodinamica de Red Bull e intentaba buscar explicaciones donde todos en el paddock y prensa pero nanai y contigo me solte la melena, espero no indegestar y ser claro, cualquier duda o mala explicación estaré encantado de revisarla, mis años de teorico ya quedaron atras y ando algo oxidado...en fin lo dicho..Saludotes y mil gracias viniendo de ti es halagador.

F-1 A.L.C. dijo...

Y la Lockheed no ha dado lindas máquinas como el polémico electra, el f-35 (medio desconocido) y el clássico, mágico P38.

Bueno, la metáfora: lo más apasionante de la F1 es que como en la vida misma nunca sabremos a cabal que parte del crédito le toca al piloto y que parte a las circunstancias. No que sea materia de periodismo serio ir divagando sobre tal o cual mérito, pero es una interacción tan íntima que creo que no se construyen carros y se les pone un piloto dentro, como quería el comendatore. Se toma un piloto y se intenta hacer un carro a su medida.

Lo importante es que, como en la vida misma, hay tipos que toman un Renault con los colores de la Mcdonald y se mandan un quinto lugar una mañana. sin que la mayor parte de los mortales sepa como llegaron en una pieza. De esos conozco varios, una armada secreta de héroes cotidianos.

para mejores explicaciones te remito a "heroes" de David Bowie.

Careixo dijo...

Paralelismo extra: el SR-71 al igual que el F150 Italia, nacieron con un nombre diferente.
Al parecer el RS-71 (nombre original) se convirtio en SR-71 cuando el presidente USA que hizo la presentacion oficial se lio los pinceles con el nombre, y por no dejar quedar mal al hombre se lo cambiaron.

Saludos y a disfrutar este fin de semana!

masakado dijo...

buenas gente primer post en este gran blog que acbo de descubrir, una maravilla ller todas y cada una de la entradas y todas y cada una de los post comentandolas.
Como esta es la ultima entrada, y se esta hablando del ese cacharro que fue y sigue siendo RB6. Buscando y buscando posibles explicaciones a la flexibilidad del coche en todo su conjunto y en particular su morro, he rescatado de otra pagina un enlace explicando alguna tecnologia que se esta usando en le mundo del ski, a mi me parecio bastante interesante. Ademas esto de buscar explicaciones hace que aprendas muchas cosas.
les dejo el enlace:
http://www.soloski.net/ficha_bricolaje.ASP?id=30

Tadeo dijo...

Muy interesante lo de los skis, pero que muy interesante.


El blackbird es posiblemente uno de los aviones más bonitos nunca diseñados. No se sabe si queda alguno en uso, o si se usan continuamente. Es uno de los antecedentes de la tecnología Stealth, pero mucho mas bonito que estos.

saludos

J-CAR dijo...

¡Im-
-pre-
-sio-
-nan-
-te!
¡¡¡¡Como has dejado al puto clavo!!!!
¡Que bestia!
;-)
¡Saludos al anfitrión y a los invitados!