domingo, 2 de enero de 2011

Rose among thorns


Hacía tiempo que no hablaba de Fernando y hoy, que he pasado un rato de esta tarde en el que será mi próximo estudio en Gorliz, me apetecía alabar su capacidad para hacer equipo a su alrededor, porque en esta vida no vale sólo con ser bueno, sino que se hace necesario contar con los mejores medios para desempeñar bien tu trabajo, y lo que es aún más importante, es imprescindible poder disfrutar de la confianza de los que te rodean…

Fernando sabe mucho de todo esto. Su historia profesional estuvo jalonada de estepas blancas hasta que encontró el calor necesario en Renault para sacar todo lo que llevaba dentro. Su paso por McLaren, sin embargo, le devolvió a la gelidez de unas paredes inhóspitas que no supo o pudo calentar, a la penumbra de una luz insuficiente que no supo o pudo graduar… De vuelta en Renault, la tibieza de las viejas brasas aún no apagadas del todo fueron suficientes como para firmar dos temporadas de transición que lo depositarían en los brazos de una Ferrari aparentemente calurosa, que ocultaba empero un invierno similar al que le recibió en Woking, pero en la que mal que pese a algunos ha sabido triunfar…

Las paredes hablan. Si sabes escucharlas te recitan si te están esperando con los brazos abiertos porque alguien ha pensado realmente en tu presencia, o por al contrario, te anuncian frías y distantes que sigues siendo un secundario en el reparto y que si quieres algo mejor habrás de ser tú quien las dote del calor necesario para que tus huesos no sufran demasiado.

Mi difunto padre, Julianchu, también sabía de esto, y de cuando en cuando me recitaba aquello de que al oro lo prueba el fuego y al hombre las contrariedades, y aunque razón no le faltaba porque no somos nada si no aprendemos a salvar como sea los obstáculos que encontramos en el camino, lo cierto es que mejor sería si pudiésemos crecer como seres humanos a base de píldoras o vacunas que de coscorrones, más que nada por aquello de economizar energías ahora que la luz nos la han subido tanto.

Fernando ha conseguido arroparse en su primer año en Maranello en previsión de un posible futuro lleno de vientos y mareas adversas. Lo rubricaba en Monza aunque era un trabajo que ya había ido dando sus frutos desde que en China asaltara a Felipe Massa a unos pocos metros de la puzzolana que Lewis Hamilton elevó a los altares descubriendo que el equipo donde militaba el asturiano no le ofrecía el abrigo necesario sino que le consideraba el enemigo a batir.

El equipo sí, siempre sí. El equipo es lo primero, como en Melbourne, pero tambien lo es disponer de un lugar propio en el mundo, de un corazón que lata en mitad del desierto blanco, un faro que te diga al oído que jamás estarás solo porque siempre se encontrará el modo y manera de que percibas la sensación cálida de que estás en casa, pase lo que pase, entre los tuyos, entre los que disfrutan cuando rasgas el cielo, y también entre los que lloran tus mismas lágrimas cuando muerdes el polvo.

Hilargi, la gatita blanca a la que todos menos yo llaman en casa Laia, está a mi lado, a mi espalda exáctamente. Sabe que soy una pared tibia que nunca la defraudará y en la que siempre podrá apoyarse… Ella y yo formamos un equipo sin frialdades ni penumbras, lo mismo que Fernando y Ferrari en estos momentos. Y eso, amigos, vale lo mismo o más que un campeonato del mundo, y si no, ¡al tiempo!

8 comentarios:

silf1 dijo...

que linda entrada, me encanta la forma poetica en que lo escribes!! pues cierto, parece qeu el equipo ferrari-alonso se lleva bien y lo seguira haciendo hasta el fin, esperemos q no surja ningun inconveniente, porque de verdad hacen bonita pareja :D saludos!!

Orroe dijo...

Buenos días.

SilF1 ;) Sin equipo detrás ningún piloto puede hacer nada por mucho que se lo proponga, y al respecto hay que quitarse el sombrero ante Fernando y la manera como ha sabido llevarse a Ferrari de calle... Este año la cosa va a ser muy diferente al pasado 2010 ;)

Un abrazote

Jose

Bruno_1 dijo...

Hay 3 equipos que aun no tienen confirmados a sus pilotos, a ver si lo hacen pronto ... saludos!!

http.//elblogdebruno1.blogspot.com/

Anónimo dijo...

Estoy deseando ver al binomio Ferrari-Fernando al 100% desde la primera carrera. Espero aburrirme, ya te digo. Nada de emoción hasta la última carrera. Quiero ver a Alonso ganar una carrera tras otra, que ya toca.

Un saludo,

susana

Tadeo dijo...

Ya hemos comprado las entradas para el GP de Valencia. Este año gana Alonso, y si no, pues disfrutaremos como enanos viendo pasar a toda leche a los cochecitos de colores.

Pero mejor si gana el nano.

Un abrazo

pulguitaatodogas dijo...

Me sumo a la felicitación de Silf1 por el tono, el tema y la conclusión de la entrada; en la F1 actual hemos visto lo desagradable que resultan los choques de egos individualistas y la importancia de un equipo sólido que construya un proyecto común.
Ahora que ferrari las ventanas para la renovación del aire, esperemos con ilusión los resultados.

Anónimo dijo...

Ya se han cargado a Chris Dyer.

http://www.motorspain.com/05-01-2011/varios/formula-1/ferrari-empieza-a-cambiar-su-equipo-de-estrategia-y-destituye-a-chris-dyer


exray

Jose Tellaetxe Isusi [Orroe] dijo...

Buenos y retrasados días.

Bruno ;) Buen trabajo ;)

Susana ;) Pues habrá que esperar todavía XDDDDD Pero llega, seguro que llega :P

Tadeo ;) ¡Dios te oiga! XDDDDDDDD

José Luis ;) Hay que tener también un poco de paciencia, y ¿qué te voy a contar yo a ti? XDDDDD Las carreras y los resultados también tienen una buena cuota de esperanza y confianza en sus entrañas ;)

Exray ;) Ahora esperemos que los cambios empiecen pronto a ofrecer soluciones :P

Un abrazote

Jose