viernes, 13 de noviembre de 2009

Mis conclusiones [BMW-Sauber]


El caso de la escudería de Mario Theissen puede ser elevado a paradigma de lo que ha supuesto esta temporada.

Abandonada la lucha por la sesión anterior, incluso sacrificando las posibilidades de Robert Kubica, en aras de desarrollar un vehículo competitivo para 2009, el equípo se estrellaba contra sus propios planteamientos, pues la apuesta por el KERS resultaba una trampa mortal. Así las cosas, en mi comentario de pretemporada, auguraba para la alemana un comportamiento bastante optimista que no se ha visto ratificado por los hechos acaecidos sobre el asfalto.

Con un inicio de campeonato bastante peleón, al menos en apariencia, al poco de que las cosas se fueran poniendo en su sitio correspondiente, los vehículos blanquiazules comenzaban a adolecer de la sempiterna falta de cintura que ha aquejado a BMW-Sauber desde que se estrenara como equipo oficial. Si el muro no sabía resolver la papeleta que tenía ante sí, los pilotos hacían lo que buenamente podían con un monoplaza que se había quedado obsoleto a las primeras de cambio, y de esta manera todo el mecanismo naufragaba de manera estrepitosa.

Partiendo de un esquema con un centro de gravedad demasiado alto, con una aerodinámica ineficaz frente al efecto del doble difusor y aún de las ventajas demostradas por el RB5 (Red Bull), con el KERS a cuestas, las modificaciones sobre el F109 llegaban tarde y se mostraban incapaces de recuperar la añorada efectividad en pista, hasta que la victoria de Lewis Hamilton (McLaren, con KERS) en Hungría, daba la puntilla a la penosa situación sufrida, abocando a BMW a una salida por la puerta de atrás del campeonato del mundo tras haberse erigido en él como máximo defensor de la utilización del sistema de recuperación cinética, incluso durante la dura batalla entre la FIA y la FOTA.

A partir de ahí, y salvo un par de fugaces destellos (4º y 5º puestos para Kubica y Heidfeld respectivamente, en Spa; y el 2º en Interlagos para el polaco), el tránsito hacia la desaparición se realizaba sin mayor pena ni gloria.

2 comentarios:

Eratostenes dijo...

Hola José,

El uso del KERS, o mejor dicho, del KERS que nos ha querido imponer la FIA (en realidad, se la impuso primero a los equipos, y a la postre, éstos a nosotros), ha resultado un fiasco, salvo contadas excepciones (McLaren en el GP de Hungría). Se ha impuesto un KERS capado, sin dejar verdadera libertad a los equipos, algo muy común en los últimos tiempos.

Equipos como BMW, defensores a ultranza del sistema, a pesar de tener que ir en contra de todos y todo, han sufrido mucho con su inversión económica, evolución a costa de no evolucionar o mejorar otros aspectos, diseño de partida erróneo si la potencia permitida liberar al KERS no es libre, ... En fin, José, tú lo has dejado muy claro. 'Sin pena ni gloria' ...

Un abrazo desde Safety Car,

Felipe.

Orroe dijo...

Buenos días ;)

Eratóstenes ;) Bienhallado XDDDD Me alegra de que participemos de similares perspectivas ;) Espero de todo corazón que el reglamento para 2010 nos deje vivir un deporte más sano y saludable, porque lo de 2009 ha sido demasiado lamentable :P

Un abrazote

Jose

PD: Os escucho ;)