martes, 22 de agosto de 2017

Doctor Livingstone, supongo...


Dios, que me quiere mucho, sólo me dijo al nacer: sé buena persona, un buen hombre... así que desgraciadamente no he tenido la fortuna de que el Altísimo me indicase quiénes eran los buenos y los malos, a quién votar y a quién no y esas cosas...

Por razones que no vienen al caso ahora, mi vida transcurre en estos momentos dando por el saco a todo el mundo, una actividad bastante sana, no os creáis, de forma que mientras muchos pretenden dormir tranquilos pensando que a Fernando no le quedan muchas oportunidades para integrarse en escuadras diferentes a McLaren, me he dicho: ¡Anda. Jódeles la noche!

La secuencia de acontecimientos nos dice que Bottas y Raikkonen han sido renovados como segundos espadas —sí, ya sé que hay quien sigue creyendo en la igualdad de oportunidades en Brackley y Maranello y tal—, después de que Brown advirtiese a principios de junio pasado que el Nano quería continuar en Woking [Alonso quiere quedarse, pero necesitamos mejor coche].

A ver, hagamos juntos las cuentas: trasciende entonces, hace como dos meses y dos semanas, que Alonso ha trasladado a sus superiores su intención de continuar con la británica, prácticamente treinta y cinco días antes de que nos llegue que Bottas podría renovar hasta 2019 con Mercedes AMG [La renovación de Bottas por Mercedes es «casi una obviedad»]. Raikkonen era entonces una incógnita en la quiniela, pero hoy es el dos oficial de La Scuderia para la próxima temporada [Raikkonen renueva con Ferrari para 2018].

A un extraterrestre que no tiene ni puta idea de Fórmula 1 y acaba de llegar al planeta Tierra, le cuentas esta historia y te la analiza en los siguientes términos sin moverse del sofá: el de Oviedo muestra su inclinación por seguir en el proyecto en el que está embarcado en estos momentos, y a partir de ahí, los que siguen negando que el asturiano fuese interesante para sus respectivos propósitos o tuviese relación con sus estructuras o entrase en sus planes, comienzan a cerrar brechas empezando por los segundos conductores ya que Lewis y Sebastian no dormían bien y había que calmarlos de alguna manera.

Mirad. Se puede dar mil vueltas a esto. Cogerlo con pinzas o con papel de fumar, pero la secuencia de hechos nos dice que es Fernando quien declina sus oportunidades llevando a Brackley y Maranello a mover ficha en la segunda línea por no ofender demasiado a los chicos que no tienen miedo a nadie.

Sigo echando en falta una bolita de cristal, pero lo escribía en MotorPoint a fecha 12 de julio pasado [La guerra de Alonso]: «Luis García Abad y Flavio Briatore se han dejado ver lo suficiente en entornos diferentes a McLaren como para que a pesar de los bulos y los consiguientes desmentidos, Sebastian Vettel y Lewis Hamilton precisen de algo más que una tila para conciliar el sueño.»

Hoy pueden hacerlo. Pero seamos serios, porque un tal Fernando Alonso eligió primero a McLaren a primeros de junio, y al resto, sólo le ha quedado negar la mayor ante los micrófonos mientras dabn puntos a unas heridas abiertas que, en sentido estricto, se podían haber cerrado mucho antes de que el piloto español moviera una baraja que ni hemos visto entremezclarse ni sabremos nunca si ha sido trucada fuera de foco.

Fernando supone el option en F1, lo demás es no tener ni puta idea de Fórmula 1 y menos de cómo funciona el negocio, y disculpadme que lo suelte así. Acabo de hablar con Dios y me ha dicho: ¡la has clavado, grandote! Un ¡Doctor Livingstone, supongo! de toda la vida, vamos.

Os leo.

5 comentarios:

Pablo Aranda dijo...

¿Tendrá por fin Alonso lo que quiere? ¿Le habrán enseñado algo que tienen para el año que viene? Esa son mis preguntas ahora...

Anónimo dijo...

Hola Jose, soy Angel (@Valanggar) en mi opinión, Fernando este año NO ha tenido opción alguna de elegir absolutamente nada... te acoges a un comentario que dijo, o tu escribiste en algun momento, y obvias otros cientos... Alonso ha dicho tambien que estaría en un coche ganador si o sí el año que viene, que no cerraba la puerta a ninguna opción, que McLaren-Honda tenía que demostrar progresos suficientes como para ganar el año que viene, o que no descarta odejar la F1 y probar otras categorías, despues de eso que comentas, e incluso a día de hoy es una absoluta incógnita que McLaren y Honda tengan un proyecto lo suficientemente bueno en 2018 como para dar a Alonso ese coche que merece capaz de ganar carreras y optar al título. Asique es una incógnita no sólo para los ignorantes seguidores de sofá de la F1, sino para ti, Alonso, o Hasegawa... Asique, sí, puede que Alonso continue con McLaren, pero no porque él haya decidido antes que nadie seguir con la escudería de Woking, mientras otros con coches ganadores se esten planteando muy seriamente si continuar ganando carreras y optar al título donde estan, o cambiar de equipo, ya que tanto Ferrari, como Mercedes y RedBull, no estan en absoluto descontentos con el rendimiento en pista de sus actuales primeros espadas, sino porque quiere seguir compitiendo en F1, Y fuera de Mercedes, Ferrari, y RedBull, sólo si sigue apostando por McLaren-Honda, tiene posibilidades de si mejoran lo suficiente, conseguir sus objetivos...

Bertor dijo...

Puede que tengas razón, Jose. Pero desde mi humilde opinión, creo que Alonso lo tenía complicado para moverse. Es un piloto caro que las escuderías punteras evitan porque les traería muchos problemas gestionar a dos "grandes". Ya sucedió con el binomio ALO-HAM (que tú mismo has recordado en una serie) y también con HAM-ROS (aunque sin tanta conspiración y con algo más de fair play).

Las escuderías prefieren un claro 1-2 para poder luchar por el campeonato de pilotos sin tanta complicación y poder tener a un segundo de abordo que pueda echar una mano cuando se tercie. Sólo una escudería sin pilotos destacados podría estar dispuesta a seducir al nano para poder luchar por algo. Y ahora mismo no hay ninguna en esa situación. Bueno, sí, Williams (con un motor Mercedes que no querría que le tirasen piedras a su tejado) y quizás Red Bull, que no acaba de decidirse por ningún piloto debido a los malos resultados de este año por diversos motivos. Pero prefieren mantener reservado a su aspirante Max (y razón no les falta), para arrasar algún día.

Así que con este panorama, ALO decide seguir como está (viendo, además, que Honda empieza a ver la luz) y ya veremos el año que viene (por enésima vez y ojalá que sea para bien). Por último, creo que si el año que viene vuelve a suceder otro descalabro y desaparece la ilusión, nuestro nano se marcha de la F1...

anonimo dijo...

Puede que Fernando haya movido primero, sí, pero ¿Opciones? Me refiero a opciones reales, de las que a él le gustan. ¿Segundo de Lewis o Sebastian? Ni hablar. ¿RB contratando a un veterano? No lo hemos visto aún; por el momento están eligiendo pilotos de su propia cantera.
Tampoco le van los otros eqiupos "segundones" (Haas, Sauber, etc) McL no estará en su mejor momento pero seguro que tiene una proyección mejor, por estructura e historia.
La opción victoriosa era retirarse a otra categoría y volver luego, algo que según recuerdo no es muy usual (Prost y Kimi son los únicos que me vienen a la memoria, y solamente el primero volvió a ganar un título).

enrique dijo...

Cáspitas Jose!!! Un montón de entradas, a mi juicio más interesantes, y comentamos uno o dos a lo sumo. Sacas una hablando del futuro de Alo y se te llena esto. Curioso a lo sumo!!